Cartel (economía): Qué es un Cártel (organización ilícita)? Cómo se diferencia de la Mafia? Definición, Significado

Cartel

Lámina de papel, cartón u otro material que sirve para anunciar o dar información sobre algo.

En distribución, los carteles se colocan tanto en tienda como en el escaparate (en ocasiones, incluso, en el exterior) con el fin de anunciar precios de artículos u ofertas en marcha. Los carteles también se utilizan para colocar el nombre de departamentos y secciones con el fin de orientar a la clientela. En ambos casos, suelen incluir el logotipo y los colores corporativos de la cadena de distribución.

Los carteles se usan en merchandising para divulgar y apoyar campañas dentro del establecimiento tales como Rebajas, Semana Fantástica, Día del Padre, etc. Generalmente, se colocan pegados en las paredes, muebles o cabeceras de góndola, sobre pies metálicos o colgados del techo.

Los carteles también sirven para anunciar espectáculos o eventos culturales tales como:

  • conciertos

  • recitales

  • encuentros deportivos

  • circo

  • películas de cine

  • obras de teatro

  • ferias

  • exposiciones

En dichos casos, se encolan en las paredes de los edificios donde tendrán lugar el acontecimiento u otros lugares de la ciudad habilitados al efecto. También existe una larga tradición de cartelería política que alcanza su máxima expresión en vísperas de unas elecciones en las que la ciudad se llena de láminas con fotos de los candidatos.

Los carteles políticos se empezaron a utilizar masivamente a partir de la Revolución Rusa y alcanzaron su máximo auge en España durante la República (1931-1939) y la Guerra Civil (1936-1939). En ella destacaron creadores como Carles Fontseré, Bardasano, Renau y otros muchos, dando lugar al nacimiento de toda una técnica pictórica, propagandística y publicitaria desconocida hasta entonces en España.

Definición de Cartel

Se designa con el término cartel a aquella lámina de papel, cartón u otro material que puede ser colocada en un centro comercial, negocio o en la mismísima vía pública y que tiene como destino informar o anunciar sobre alguna cuestión o algún producto o servicio.

En el caso de los negocios, centros comerciales o supermercados, los carteles pueden tener dos finalidades bien concretas y disímiles entre sí, por un lado, promover la compra de los productos que allí se ofrecen, por ejemplo con leyendas e inscripciones que den cuenta de ofertas especiales y rebajas, o bien de orientar al cliente en el lugar, a través de carteles indicadores de las diferentes secciones o departamentos con los que cuentan, o en el caso específico de los supermercados, los diversos sectores en los cuales tienen agrupada su mercadería, lácteos, higiene, bebidas, carnes, aves, entre otros y entre los más comunes.

Asimismo,los carteles pueden utilizarse para promocionar diversas actividades culturales o espectáculos como ser encuentros deportivos, recitales, películas, ferias, exposiciones y circos y en este caso se colocan en las inmediaciones de la zona en el cual tendrá lugar el evento o bien en aquellos lugares con gran afluencia de público.

En las últimas décadas, los carteles también han sido un importante recurso y estrategia que tienen a su mano los partidos políticos para promocionar a sus candidatos en tiempos preelectorales.

Desde la segunda mitad del siglo XIX, el cartel se convirtió en uno de los principales medios para promocionar o dar cuenta de algo y por supuesto en este siglo como consecuencia que todavía la televisión y la radio ni eran un proyecto, los carteles en los carruajes, en los escaparates de las almacenes eran el medio publicitario por excelencia de aquellos tiempos.

Una de las modalidades de carteles más utilizados en la actualidad son los luminosos, que en la oscuridad y accionando un sofisticado sistema eléctrico encienden una serie de tubos de neón contenidos en una carcasa plástica y de este modo se puede iluminar el nombre de un restaurante, la marca de un negocio poli rubro, con el objetivo de atraer las miradas por la noche.

Si bien los mismos son más comunes en los lugares que ofrecen comidas como bares o restaurantes, también, algunas secciones de hipermercados se pueden encontrar iluminadas para su mejor distinción con este tipo de cartelería.

¿Qué es un Cártel?

¿Qué es un cartel como organización delictiva? ¿Cómo se diferencia de la mafia?

Bueno, por principio de cuentas para denominar a estos grupos delictivos, se utiliza la palabra "cártel" con acento, para poder diferenciarlo de "cartel" sinónimo de poster.

Consiste en un acuerdo entre diferentes bandas de delincuentes (generalmente narcos y secuestradores) para evitar la mutua competencia entre ellos y así poder resguardar sus intereses.

(Por ejemplo Cártel del golfo, Cártel de Sinaloa, etc.)

Un cartel (como bien señala también cártel, lo que sirve para diferenciarlo de los afiches) es un conjunto organizado de delincuentes, o agrupaciones de los mismos, que se forma para llevar a cabo los crímenes colaborando, protegiéndose mutuamente y delimitando de manera clara territorios para evitar enfrentamientos internos. Por lo mismo es mucho más peligroso que la delincuencia genérica, por el hecho de ser "crimen organizado".

En otras partes del mundo los carteles de narcotráfico y delincuencia han sido conocidos como "mafias", es lo mismo en principio, solo que el término mafia se ha usado tradicionalmente en Italia, y luego en Europa y Estados Unidos, mientras que cartel es un término propio de Hispanoamérica.

Si bien todos los carteles como te comenté son altamente peligrosos, los más temidos son los relacionados con el narcotráfico, por los recursos y alcances de sus miembros; ocasionan los peores daños a las personas y la sociedad. Entre los más conocidos están los ya inexistentes Cartel de Medellín y de Cali.

Cartel Luminoso

Cartel que se ilumina en la oscuridad por una serie de tubos de neón colocados dentro de una carcasa plástica. Dicho soporte traslúcido reproduce en varios colores el logotipo, la marca y otros mensajes gracias a la luz interior.

Los carteles luminosos son propios de las fachadas de establecimientos si bien también se encuentran en su interior promocionando sus productos o servicios. Son especialmente habituales en bares y restaurantes de comida rápida en donde informan de los menús, precios, ofertas, etc. La iluminación de imágenes también se ha vuelto habitual gracias al perfeccionamiento de la reproducción fotográfica sobre policarbonatos y otros materiales.

Los carteles luminosos pueden colocarse en diferentes posiciones:

  • pegados al muro o la fachada del establecimiento, generalmente sobre la puerta

  • perpendiculares a la fachada sujetos a ella por un soporte metálico. Sus luces superpuestas conforman el paisaje habitual de muchas avenidas comerciales en el mundo.

  • formando esquina sobre la pared del establecimiento.

  • independientes en forma de monolito luminoso.

Por tener el mismo principio, también se pueden considerar carteles a las imágenes iluminadas colocadas en el frontal de las máquinas expendedoras de bebidas, tabaco, alimentos, etc. y que se encuentran en numerosos establecimientos y lugares públicos.

Los Carteles Publicitarios en la Actualidad

Podemos definir a los carteles como medios gráficos de comunicación, porque al fin y al cabo su misión es comunicar algo: una publicidad, un mensaje, una ideología política, etc. En alguna ocasión nos vimos en la necesidad de comunicarnos a través de carteles o posters; hoy en día, la comunicación a través de carteles se ha tornado una de las modalidades más estudiadas y explicadas en Congresos, seminarios y cursos.

Los buenos carteles poseen un gran atractivo visual y fuerza emotiva, y es por esto que lo vuelven uno de los medios de comunicación de mensajes más eficaces: esta comunicación puede establecerse con personas, instituciones, familias, etc. Los carteles son empleados en la política, el comercio, la educación, la industria, la salud, etc; y como es un medio eficaz de comunicación, debemos planearlo, realizarlo y saber difundirlo.

Los carteles se definen como materiales gráficos capaces de transmitir un mensaje, se encuentra integrado en una unidad estética compuesta por imágenes que tienen un gran impacto en el individuo y por breves textos. Muchos estudios han definido a los carteles como "un grito en la pared", que capta nuestra atención y nos obliga, de alguna manera, a percibir el mensaje. También puede definirse como un susurro que tiene como objetivo penetrar la conciencia del individuo e inducirlo a adoptar la conducta sugerida por dicho cartel.

En conclusión, definimos a los carteles como materiales gráficos, cuyas funciones son enviar distintos mensajes al espectador con el propósito de que sea captado por éste, lo recuerde, y luego actúe en forma concordante a los que fue sugerido.

Tipos de Carteles y Características

Existen en el mercado dos tipos de carteles, los tipos informativos y los formativos. los primeros fueron planeados para comunicar eventos, cursos, reuniones, conferencias espectáculos, etc. Este tipo de carteles puede ser dado a conocer sólo en formato de texto por lo cual se recomienda emplear letras grandes sobre un fondo de color que contraste. Los textos de dicho cartel deben darle al espectador sólo la información de carácter indispensable.

Estos carteles también pueden presentarse acompañados de imágenes, las mismas pueden estar hechas a base de tipografías de sujetos, formas u objetos y suelen acompañar textos cortos. Por otro lado los carteles formativos se utilizan para proporcionar el establecimiento de hábitos tales como salud, higiene, limpieza, orden seguridad, etc. También pueden ser utilizados para fomentar actitudes de confianza, esfuerzo, actividad, conciencia, etc. En los carteles formativos las imágenes poseen una gran preponderancia sobre el texto, el mensaje se expresa gráficamente en forma concisa y clara en donde el texto tiene un escaso margen de aparición, la función del mismo es darle énfasis a la imagen que estamos percibiendo.

El mensaje que aparece en los carteles debe ser de tipo global, cada elemento debe integrarse armónicamente y dar a luz a una unidad estética de alto impacto, para poder facilitar el manejo y aprendizaje de estos elementos tendremos que dividirlos en dos: elementos físicos y psicológicos.

Los primeros son aquellos que se relacionan con el tratamiento estético o arreglo y el atractivo visual, mientras que los elementos psicológicos, son los que estimulan al receptor para que se oriente a lo que el mensaje pretende, la intención aquí es impactar en el individuo para que el mensaje perdure.

¿Qué características debe poseer un cartel para ser de calidad?

Los carteles que llaman la atención son aquellos que poseen calidad, la misma se relaciona con la buena terminación de la imagen, el adecuado color del fondo, la buena distribución de los elementos, etc.

La imagen debe ser una síntesis capaz de resumir la idea de forma adecuada en una mínima expresión física, siendo siempre clara y significativa, no se recomienda utilizar imágenes exageradas ya que podría perderse el objetivo de lo que realmente se quiere transmitir y la idea podría, a la ve, tornarse confusa.

Antes de promocionar o difundir un mensaje utilizando un tipo de imagen, se realiza un estudio de mercado que va a indicar cuáles con los contrastes, dibujos y fondos que tienen un mayor impacto en el público al que lo vamos a dirigir: niños, adolescentes, gente mayor, etc.

Historia del Cartel

El origen del cartel se encuentra vinculado con la necesidad comunicativa del hombre. Desde tiempos antiguos el ser humano sintió la necesidad de comunicar sus ideas entre aquellos con quienes compartía su vida comunal, para ello utilizó los más variados soportes y materiales: la tierra, las paredes de las cuevas, las cortezas de los árboles, los pigmentos minerales, el carbón, e incluso hasta la sangre. Las primeras ideas plasmadas por estos incipientes artistas reflejaban al escenario natural como referente, pues la naturaleza era la fuente desde donde emanaban los modelos y motivos para la reproducción gráfica.

Sin embargo, la verdadera génesis del arte del cartel se encuentra segunda mitad del siglo XIX, ligado a personalidades del impresionismo y postimpresionismo como Henri Toulouse Lautrec, (1864– 1901).

El arte del cartel se desarrolló vigorosamente a principios del siglo XX, manifestando marcada preferencia productiva por esta manifestación los artistas expresionistas y dadaístas. Esto originó un especial estilo artístico de configuración cartelística; en el que se introdujeron elementos formales que cumplían como única finalidad provocar una impresión desconcertante en los espectadores. De este modo el algunas del las vanguardias artísticas hizo del cartel su principal elemento expresivo.

Otras tendencias en el arte se sirvieron del cartel para ejercitar el influjo espontáneo sobre el observador, para ello se valieron de variadísimas técnicas entre las que se encuentran el collage, la tipografía libre y el fotomontaje. Instituciones como la escuela de la Bauhaus y los artistas de un movimiento como el constructivismo ruso impulsaron grandemente la producción del cartel. El pop art también se nutrió del cartel y vio en este un referente expresivo de validez única.

El arte posrevolucionario y vanguardista ruso impulsó de manera notable el arte cartelístico, dotando a esta manifestación artística con un lenguaje de signos fuertemente expresivo, y encontrando en el dibujo cartelístico una penetrante fuerza expositiva que hizo redundante la palabra. De modo general el cartel suele asumir diferentes formatos, existen desde los pequeños anuncios impresos en las revistas, hasta los grandes carteles dispuestos en las autopistas y tímpanos de edificios de importantes ciudades.

Cartelismo

Cartelismo es la especialidad de las artes gráficas consistente en la realización de carteles. Cartelista es el artista con esta especialidad, cuya ubicación dentro de la clásica denominación de "pintor" es problemática. Es habitual también la utilización de los términos franceses affichisme y affichiste (de affiche, "cartel" -el término "poster" se utiliza para los carteles que han perdido su inicial función publicitaria para pasar a ser esencialmente un medio de expresión artístico-).

A finales del siglo XIX, con la aplicación de la litografía y la utilización del color, que permitieron ilustrar de un modo vibrante y con mayor impacto, el cartel logra un puesto dominante en la publicidad, como correspondía a la naciente sociedad de consumo de masas. Artistas gráficos como Jules Chéret (Maitres de l'Affiche, 1895-1900) o Alfons Mucha (que consiguió un enorme impacto en París con el cartel estilo art nouveau para Gismonda, obra de teatro protagonizada por Sarah Bernhardt el 1 de enero de 1895), así como otros provenientes de la pintura artística de soporte tradicional, como Henri de Toulouse-Lautrec (carteles para Moulin Rouge), comienzan a ser ampliamente conocidos por sus carteles promocionales de productos comerciales o espectáculos. El joven Charles Gesmar, protegido por Mistinguett a partir de 1916, llevará el arte del cartelismo a sus más altas cotas.

Además de la cartelería publicitaria, existe una larga tradición de cartelería de propaganda política, que se utiliza con profusión durante las campañas electorales, donde impresos de todo tamaño (folletos, carteles y vallas publicitarias) divulgan las fotos de los candidatos, el logotipo de los partidos y los eslóganes electorales. El cartelismo político fue especialmente importante en la primera mitad del siglo XX, sobre todo durante el periodo de entreguerras (1914-1918). El cartelismo bélico fue muy utilizado en ambas guerras mundiales.

La revolución soviética y los fascismos tuvieron en la propaganda política uno de sus principales medios de conectar con las masas, con lo que se interesaron extraordinariamente por el cartelismo (constructivismo soviético, arte nazi).

La guerra civil española supuso una oportunidad para la expresión en carteles de la propaganda de ambos bandos (Carlos Sáez de Tejada, Josep Renau).

Otros cartelistas destacados de la primera mitad del siglo XX serán Paul Iribe o Cassandre, formado por Raymond Savignac.

Con el nombre de afiches lacérées ("carteles desgarrados") Raymond Hains y Jacques Villeglé desarrollaron en 1957 una técnica de collage a partir del resultado visual del sucesivo arrancado y superposición de carteles callejeros.

En la década de 1960, con el pop art, los movimientos contraculturales y juveniles, se utilizaron ampliamente los carteles y pósteres.

Roman Cieslewicz (1930-1996) encabezó una escuela polaca de cartelistas muy original (sobre todo con carteles para el cine, obras de teatro y propaganda política para el partido comunista), que consigue bordear la censura y expresar un cierto existencialismo nihilista.

Cartelismo Político

Cartelismo político es la vertiente del cartelismo que se enfoca a la propaganda política. El cartel político es un instrumento gráfico y visual eficaz para la transmisión de las ideologías. Ha sido definido como "un grito en la pared" que atrapa la atención y obliga a percibir un mensaje. Durante todo el siglo XX se ha utilizado como herramienta de propaganda política de cualquier régimen político, democrático o autoritario; pero sobre todo destacó su uso en las dos guerras mundiales y durante el periodo de entreguerras, cuando los totalitarismos soviético, fascista y nazi lo utilizaron con profusión y eficacia, al igual que ambos bandos de la guerra civil española.

El cartel se consolidó en la sociedad como un medio de exhibición y como objeto buscado por coleccionistas. Fue el mundo industrializado de finales de siglo XIX el que hizo posible su aspecto.

Entre 1870 y la I Guerra Mundial, el cartelismo era esencialmente publicitario, reflejaba los estilos de moda en decoración y usaba un lenguaje comprensible para la mayoría. Algunos cartelistas fueron más allá de las convenciones iniciales del género, como Jules Chéret y Toulouse-Lautrec.

Con la I Guerra Mundial, la revolución soviética y el surgimiento de los fascismos surgió el cartel político propiamente dicho, con sus propias convenciones.

Cartel de Cine

Cartel de cine es el cartel que se usa para la publicidad de una película. Los estudios muchas veces imprimen varios carteles que varían en tamaño y contenido debido a los diversos mercados nacionales e internacionales. Los carteles cinematográficos suelen incluir imágenes de los actores principales o escenas significativas de la película; a las que se superponen textos que por lo general contienen el título de la película en letras de gran formato, y con distintos tamaños, según la estrategia comercial que se desea seguir, los nombres de los actores principales y del director. También pueden incluir algún tipo de frase promocional, la fecha de estreno u otras informaciones (como, en su caso, los premios obtenidos).

Los carteles de cine se muestran dentro y fuera de las salas de cine, y en otros lugares de la calle o en las tiendas. Las mismas imágenes aparecen en el álbum de prensa de los exhibidores de la película y también se puede utilizar en los sitios Web, en la carátula del DVD, volantes, anuncios en periódicos y revistas, etc.

Los carteles de cine se han utilizado desde las primeras exhibiciones públicas de cine. Comenzaron como publicidad exterior listando el programa de las películas o cortos que se mostrarían dentro del vestíbulo o sala de teatro. A comienzos de 1900, se empezaron a utilizar las ilustraciones de una escena de cada película concreta o una serie de imágenes superpuestas de varias escenas. Otros carteles de películas han utilizado la interpretación artística de una escena o incluso el tema de la película, representada en una amplia variedad de estilos artísticos.

EL MAL DE CARTELES

Las noticias o carteles en sí no son malignas ni contrarias a Dios ni a la moral, pero hoy en día la mayoría de los periódicos o carteles tienen fotos totalmente inaceptables que los hacen extremadamente inadecuados para leer o viendo. Leer los periódicos que ustedes saben contienen muchas fotografías inmorales, inmodestas y sexuales e historias inútiles sobre sexo, etc., es una total idiotez y los llevará a los pecados de la carne si no se pueden cuidar. For example, I have gone to numerous mainstream news websites just to read news, and it has become so bad that I never go to them unless I first have all the images blocked. (Adblock Plus extension for Firefox or Google Chrome web browser is also a good tool to get rid of all ads, immoral or otherwise.) Les aconsejamos que nunca vean las noticias en la televisión ni cosa similar ya que están tan llenas de pecado que es casi imposible observar sin ver cosas que lesionarán sus virtudes, como la inmodestia, el maquillaje, las blasfemia, la glotonería, la lujuria, el adulterio, etc... continuando infinitamente. Sin embargo, casi no es necesario ver los noticieros diariamente y San Alfonso claramente censura a las personas por esto, en su trabajo sumamente excelente, La Verdadera Esposa de Cristo.

Hace 54 años (1956), Elvis Presley tuvo que ser filmado de la cintura para arriba en un programa televisivo debido a un movimiento de las caderas. No es que fuese una actuación aceptable, ya que todo lo que tiende a la sexualidad es una abominación, pero aún así sirve para demostrar cuánto ha avanzado desde entonces la decadencia, cuando aún la prensa secular consideraba inapropiado lo que hoy en día se vería como nada. Pero aún en ese tiempo, en las principales películas de Hollywood como los Diez Mandamientos, se podían ver tanto a mujeres como a hombres vestidos en forma increíblemente inmodesta. La caída y decadencia de la moral ha estado en progreso desde el invento de las películas. Dios permitió que se inventase este engaño debido a los pecados de las personas, especialmente los pecados de la carne. Los medios de comunicación tienen tanto poder que pre-condicionan la mente de las personas de tal manera – ya que las personas ven la TV como una realidad – ¡que lo que ayer era vergonzoso será la norma de hoy! Por lo tanto, si los medios muestran la inmodestia como una norma, ¡se convertirá en norma!

Ya sabemos que casi todo lo de la televisión presentará las impurezas y abominaciones más abominables, de manera que los padres de familia deberían estar consternados por ellas y rehusar que sus hijos tomen parte en ello, pero esto, tristemente, no es el caso para la mayoría. Se sorprenderían cuán lejos llega esto. Aún las caricaturas infantiles, que uno pensaría fuesen aceptables y modestas, están muy lejos de ser aceptables o modestas y muchas veces son aún peor que los medios generales que son transmitidos para los espectadores mayores.

Primero, casi siempre verán la presentación de fornicación y adulterio u otras impurezas sexuales y pecados de la carne, a través de los medios impíos, como la norma para vivir, junto con un rechazo a la manera tradicional en que las personas vivían antes del inicio del siglo XIX. Las sugerencias y perversiones sexuales son ilimitadas en estos programas. Sentarse y ver dichos programas o permitir que sus hijos los vean muestra no sólo locura sino un claro pecado mortal.

En Segundo lugar, tenemos el pecado específicamente malvado de la vestimenta y del maquillaje inmodestos que todos los programas consideran que es ley que debe cumplirse y no hay excepción alguna en las caricaturas infantiles. La mayoría de los personajes femeninos están semi vestidos o semi desnudos en estas caricaturas, mostrando todo su cuerpo de manera sexualmente sugestiva. Esto, de hecho, es lo que quiere el demonio, porque él pre-condiciona la sexualidad de los niños para que crezcan a temprana edad. La sirenita, por ejemplo, el personaje principal de la película de Disney llamada “La Sirenita”, está completamente desnuda de la cintura para arriba, excepto por dos pequeñas conchas de mar sobre sus pechos, ¡lo cual es ultrajante por no decir cosa peor! Tristemente, ¡así es como se viste la mayoría de los personajes! El personaje femenino en la película Aladdin (Aladino), está vestido inmodestamente mostrando la mayor parte de su cuerpo. Hasta seduce sexualmente a uno de los personajes en una escena, por cualquier razón que sea, ¡y esto es lo que ven y aprenden nuestros hijos del mismísimo Satanás! ¡Si ustedes han permitido que sus hijos vean cosas como estas, deberían estar avergonzados!

Existe una razón perfecta de por qué los niños jóvenes se vuelven sexualmente activos a temprana edad. Los pequeños niños que ven películas y programas como estos imitan el comportamiento, los movimientos y la manera de actuar de los personajes; por ejemplo: poner los ojos en blanco o hacer ojos, la seducción de hombres o de mujeres, los movimientos cadenciosos de las caderas y la manera seductora de mover el cuerpo y la manera seductora de caminar, etc.

Campanita, un personaje que se ve en muchos programas de Disney, es considerada como uno de los íconos marca más importantes de Disney (de acuerdo a las fuentes de Wikipedia).

“Campanita está ilustrada como una fémina joven (sexy), de cabello rubio, grandes ojos azules, blanca, con una figura exagerada en forma de reloj de arena (forma de modelo). Está vestida en un corto vestido color verde-limón (una mini falda ultra reveladora) que tiene una orilla rígida y zapatillas verdes con pompones blancos. Es seguida de pequeñas cantidades de polvo de hada cuando se mueve y este polvo puede ayudar a que los humanos vuelen si “creen” que esto sucederá (más de la mentira de los cuentos mágicos de hadas y la ‘creencia’ en lo oculto, para que lo vean nuestros hijos). Algunos críticos se han quejado que Campanita es demasiado sexualmente sugestiva.” (Y esto se supone que es un personaje para películas infantiles. Atroz, por no decir algo pero, ¡hasta el mundo secular está de acuerdo!)

Estos son solo algunos ejemplos que se me vienen a la mente y mi conocimiento sobre los programas infantiles es muy limitado. Alguien con más conocimientos fácilmente podría llenar cierto número de volúmenes sobre el mismo tema.

El pecado de la vestimenta y maquillaje inmodestos conlleva a innumerables pensamientos impuros y lujuriosos, que es justo lo que desea el demonio cuando incita a que las personas comentan estos pecados de vestimenta y maquillaje inmodestos, tal como lo hicieron recientemente las prostitutas y libertinos idólatras cuando los “Católicos” comenzaron a seguir esta tendencia. Aquellos que hacen estas cosas lo hacen por la única razón de hacer que los demás los codicien, o para hacerse parecer más atractivos a los demás. Esto es pecaminoso, por no decir algo peor, y muy desagradable a Dios.

Billones de almas se queman en este momento en el fuego agudísimo del infierno, ¡ya que fueron tentados con impurezas sexuales en sus pensamientos a través de los medios que vieron! ¿Los seguirán ustedes o dejarán que sus hijos los sigan y sean la causa de su mayor pesar, cuando, encima de ser condenados deben de soportar ser atormentados para siempre por sus propios hijos? ¡Una locura absoluta! ¡Ustedes deben impedir a toda costa que sus hijos usen maquillaje y vestimenta inmodesta! Solo pueden esperar salvarse ustedes mismos del infierno si hacen todo lo que está en su poder para prevenir que sus hijos lleguen a eso. ¿Lo están haciendo?

La mayoría de las personas de esta generación, aún aquellos que se profesan cristianos, están tan alejados de la moral que aún las personas libertinas que vivieron hace cien años estarían avergonzadas de las muchas cosas de las cuales disfrutan las personas de hoy. Y esto es exactamente lo que el demonio ha planeado desde el principio, bajando poco a poco el estándar de la moralidad en el mundo a través de los medios de comunicación y carteles; de hecho, uno no puede escapar de pecar mortalmente al observar los medios, con la intención de disfrutar. Sí, el ver los medios de comunicación impíos únicamente por disfrute o placer o por el hecho de pasar el tiempo (el cual podría usarse para Dios), como lo hace la mayoría de las personas, es mortalmente pecaminoso.

Vídeos Gratis
www.Santos-Catolicos.com
¡DVDs, Artículos y Libros Gratis!
FREE DVDS & VIDEOS
WATCH & DOWNLOAD ALL THE DVDS & VIDEOS FOR FREE!