Religión: ¿Qué es Religión, Religión en Libertad, Religiónes del Mundo, La Verdadera Religión

Religión


La religión puede ser definida como “la creencia en Dios o dioses, que deben ser adorados, usualmente expresada mediante conductas y rituales” o “cualquier sistema específico de creencia, adoración, etc., que con frecuencia incluye un código de ética.” Más del 90% de la población mundial está adherida a alguna forma de religión. El problema es que hay demasiada diversidad de religiones. ¿Cuál es la religión correcta? ¿Cuál es la religión verdadera?

¿Qué es Religión?


La religión es un sistema de la actividad humana compuesto por creencias y prácticas acerca de lo considerado divino o sagrado, tanto personales como colectivas, de tipo existencial, moral y espiritual. Se habla de religiones para hacer referencia a formas específicas de manifestación del fenómeno religioso, compartidas por los diferentes grupos humanos. Hay religiones que están organizadas de formas más o menos rígidas, mientras que otras carecen de estructura formal y están integradas en las tradiciones culturales de la sociedad o etnia en la que se practican. El término hace referencia tanto a las creencias y prácticas personales como a ritmos y enseñanzas colectivas.

Definición de Religión


La religión es una práctica humana de creencias existenciales, morales y sobrenaturales. Cuando se habla de religión se hace referencia a los cuerpos sociales que se ocupan de la sistematización de esta práctica, tal como hoy conocemos el catolicismo, el judaísmo, el islamismo y muchas otras.

Todas las culturas y civilizaciones descritas en la historia de la humanidad se han caracterizado por la práctica religiosa, e incluso algunos expertos han advertido que la búsqueda de instancias superiores a la existencia material es una características privativa del ser humano, que lo distingue del resto de los seres vivientes. Incluso las sociedades formalmente ateas se fundamentan en una suerte de orden religioso, al excluir de su concepción a la existencia de un dios.

Si bien hay religiones organizadas estructuralmente, otras están ligadas a las tradiciones y culturas de una sociedad en particular. En cualquier caso, una religión abarca enseñanzas, ritos y prácticas. El estudio de las religiones las clasifica por concepción teológica, por revelación, por origen o de orden sectario. Además, distintas sociedades pueden ser monoteístas (que sostienen la existencia de un solo dios) o politeístas (que apoyan la existencia de múltiples dioses, tal como eran los griegos antiguos).

Las distintas religiones que se practican en el mundo suelen tener un alto número de seguidores reclamados, siendo las principales el cristianismo, con alrededor de 2.000 millones seguidores reclamados, el islamismo, con 1.500, el hinduismo, con 900, la religión tradicional china, con casi 400, y la religión judía. Para la comparación, el cristianismo puede subdividirse a su vez en la religión católica, que reconoce al Papa (obispo de Roma) como máxima autoridad, la llamada religión o secta "cristiana" "ortodoxo" (de predominio en los Balcanes, Europa del Este y el norte de África) y las distintas confesiones o sectas protestantes, de las cuales sobresalen la iglesia anglicana y el credo luterano. (Sólo el catolicismo es el verdadero cristianismo por cierto).

Por otra parte, el secularismo o la no práctica de ninguna religión, que comprende tanto a agnósticos (aquellos que falsamente creen que nuestro carácter de seres humanos nos impide determinar la existencia o no de un dios superior) como a ateos (aquellos que deshonestamente niegan la existencia de un dios superior), cuenta a alrededor de 1.100 millones en todo el planeta. Estos hechos son más acentuados en aquellas regiones del planeta en las cuales la estructura gubernamental es formalmente no religiosa, como ocurre en las naciones comunistas.

Debe señalarse que algunos estados se rigen mediante estructuras denominadas teocracias, en las cuales los líderes religiosos son a su vez los referentes políticos y del Estado. Si bien en la antigüedad estas formas de fusión del gobierno y el culto caracterizaron a los grandes imperios egipcio e incaico (en los cuales el soberano era considerado una llamado divinidad), en los tiempos modernos este sistema continúa vigente, como sucede con algunas naciones que profesan el Islam.

El estudio de la religión es conocido como la teología, pero, a decir verdad, ciencia y religión tienen sus puntos de encuentro en disciplinas como la religión comparada, la organología, la psicología de la religión, la historia de la religión y otros ejemplos. La metafísica y la filosofía son también elementos de contacto entre la ciencia y la religión, con distintas variantes, pero con numerosos factores en común incluso en el marco de diferentes cultos. Asimismo, la vida civil se encuentra imbricada con las prácticas religiosas, por lo cual distintos feriados nacionales guardan relación directa con las costumbres vinculadas con la fe (Navidad y Pascua en las naciones cristianas auto-proclamado, Ramadán en países musulmanes, entre otros).

Doctrinas filosóficas, además, procuran conciliar la doctrina religiosa con la razón humana. Por caso, el panteísmo postula que toda la realidad tiene una naturaleza divina, o bien, el monismo sostiene la unidad de todo lo que existe. Se advierte que, si bien no existe consenso para definirlo como un religión, el satanismo es una práctica de ritos, en ocasiones sistematizados, destinados a rendir culto a seres sobrenaturales vinculados con el mal. En general, estas costumbres son rechazadas por la mayor parte de las grandes religiones en todo el mundo.

Religión en Libertad - Lo que la Libertad no es


La libertad es un término tan complejo y difícil de definir en cuestión de un par de palabras, sin embargo, la Iglesia Católica enseña que los Estados deben prohibir la profesión y propagación pública de las religiones falsas que conducen las almas al Infierno.

San Papa Pío IX, Syllabus de Errores, #78: “Por esto es de alabar la legislación promulgada en algunas naciones católicas, en virtud de la cual los extranjeros que a ellas emigran pueden ejercer lícitamente el ejercicio público de su propio culto.” – Condenado.

San Papa Pío IX, Syllabus de Errores, 8 de diciembre de 1864, #77: “En la época actual no es necesario ya que la religión católica sea considerada como la única religión del Estado, con exclusión de todos los demás cultos.” – Condenado.

Atención, la idea que la religión católica no deba ser la única religión del Estado, con exclusión de todas las otras religiones, está condenada. Esto significa que la religión católica debe ser la única religión del Estado y que las otras deben ser excluidas del culto, profesión, práctica y propagación pública.

La Iglesia Católica no obliga a los no creyentes a creer en la fe católica, puesto que la creencia (por definición) es un acto libre de la voluntad.

Papa León XIII, Immortale Dei (#36), 1 de noviembre de 1885: “También suele la Iglesia procurar con grande empeño que nadie sea obligado a abrazar la fe católica contra su voluntad, pues, como sabiamente advierte San Agustín, «nadie puede creer sino voluntariamente».”

En Quanta Cura, el Papa Pío IX condena también la idea de que a todo hombre se le debe garantizar el derecho civil a la libertad religiosa.

Papa Pío IX, Quanta Cura (# 3), 8 de diciembre de 1864: “Y como consecuencia de esta idea de la gobernación social absolutamente falsa, no dudan en consagrar AQUELLA OPINIÓN ERRÓNEA, en extremo perniciosa a la Iglesia Católica y a la salvación de las almas, llamada por Gregorio XVI, Nuestro Predecesor, de feliz memoria, locura, ESTO ES, QUE «LA LIBERTAD DE CONCIENCIAS Y DE CULTOS ES UN DERECHO PROPIO DE CADA HOMBRE, QUE TODO ESTADO BIEN CONSTITUIDO DEBE PROCLAMAR Y GARANTIZAR COMO LEY FUNDAMENTAL (…)».”

Pero el Vaticano II enseña justamente todo lo contrario:

El documento del Vaticano II, Dignitatis humanae #2: “Este Concilio Vaticano declara que la persona humana tiene derecho a la libertad religiosa. Esta libertad consiste en que todos los hombres han de estar inmunes de coacción, tanto por parte de individuos como de grupos sociales y de cualquier potestad humana, y esto de tal manera que, en materia religiosa, ni se obligue a nadie a obrar contra su conciencia, ni se le impida que actúe conforme a ella en privado y en público, sólo o asociado con otros, dentro de los límites debidos (…) Este derecho de la persona humana a la libertad religiosa ha de ser reconocido en el ordenamiento jurídico de la sociedad, de tal manera que llegue a convertirse en un derecho civil.”

El documento del Vaticano II, Dignitatis humanae #2: “Por lo cual, el derecho a esta inmunidad permanece también en aquellos que no cumplen la obligación de buscar la verdad y de adherirse a ella, y su ejercicio, con tal de que se guarde el justo orden público, no puede ser impedido.”

El Vaticano II enseña que la libertad religiosa debe ser un derecho civil, lo cual está directamente condenado por el Papa Pío IX. El Vaticano II dice también que este derecho a la libertad religiosa se aplica tanto al ámbito de expresión público como privado: y que a nadie debe impedírsele la expresión pública o la práctica de su religión. La enseñanza del Vaticano II es una herejía directa contra el magisterio infalible del Papa Pío IX y de una multitud de otros Papas. La enseñanza del Vaticano II sobre la libertad religiosa podría añadirse literalmente al Syllabus de Errores condenados por el Papa Pío IX.

¿Qué es el Concilio Vaticano II?

El Vaticano II fue un concilio que se celebró entre los años 1962 a 1965. El Vaticano II fue un falso concilio que constituyó una revolución contra los 2000 años de enseñanza y tradición católica. El Vaticano II contiene varias herejías que fueron directamente condenadas por los Papas y concilios infalibles del pasado. El Vaticano II se propuso dar a los católicos una nueva religión. En el período después del Vaticano II, se produjo cambios masivos en todo aspecto de la fe católica, incluso la implementación de una Nueva Misa.

También el Vaticano II introdujo nuevas prácticas e instauró una nueva visión con respecto a las otras religiones. La Iglesia católica no puede cambiar su enseñanza sobre las otras religiones y cómo ella considera a las otras religiones, ya que aquello son verdades de fe entregadas por Jesucristo. El Vaticano II intentó cambiar esas verdades de la Iglesia católica.

El Vaticano II fue convocado por Juan XXIII y fue solemnemente promulgado y confirmado por Pablo VI el 8 de diciembre de 1965. El Vaticano II no fue un concilio general o ecuménico de la Iglesia Católica porque fue convocado y confirmado por herejes manifiestos (Juan XXIII y Pablo VI), quienes no fueron elegibles para la elección papa. Los frutos del Vaticano II son evidentes para todos. Cualquier católico honesto que haya vivido antes del concilio y lo compara con la religión en su propia diócesis, puede atestiguar el hecho de que el Vaticano II inauguró una nueva religión.

Ha habido 260 papas válidos en la historia católica, y más de 40 antipapas (es decir, los hombres que se hicieron pasar como papas, pero no fueron elegidos verdaderamente). Ha habido más de 200 vacancias papal (períodos sin un papa). Los datos disponibles en este sitio web demostraran que los últimos cinco hombres que han afirmado ser papas – Benedicto XVI, Juan Pablo II, Juan Pablo I, Pablo VI y Juan XXIII, los hombres que trajeron el Vaticano II – han sido y son antipapas. Probamos que son o han sido herejes manifiestos y no verdaderos católicos. En esta sección se defiende la enseñanza católica y la enseñanza de los Papas verdaderos; expone manifiestamente a los antipapas heréticos que falsamente se hicieron pasar como líderes de la Iglesia Católica.

Para obtener más información, por favor visite este sitio: http://www.santos-catolicos.com/vaticano-ii/

¿Por qué hay Tantas Religiones? ¿Todas las Religiones Conducen a Dios?


Respuesta: La existencia de tantas religiones y la creencia de que todas las religiones indudablemente conducen a Dios, confunde a muchos que realmente están buscando la verdad acerca de Dios, dando como resultado que la gente alce sus manos en frustración ante el reto de conocer con certeza la verdad absoluta sobre esta materia. O terminan adoptando la aseveración universalista de que todas las religiones conducen a Dios. Desde luego, los escépticos también señalan la existencia de tantas religiones, como una prueba de que o tú no puedes conocer a Dios, o simplemente Dios no existe.

Romanos 1:19-21 contiene la explicación bíblica por la que hay tantas religiones: “Porque lo que de Dios se conoce les es manifiesto, pues Dios se lo manifestó. Porque las cosas invisibles de Él – Su eterno poder y deidad – se hacen claramente visibles desde la creación del mundo, siendo entendidas por medio de las cosas hechas, de modo que no tienen excusa. Pues habiendo conocido a Dios, no le glorificaron como a Dios, ni le dieron gracias, sino que se envanecieron en sus razonamientos, y su necio corazón fue entenebrecido.” El significado de estas Escrituras es claro. La verdad de Dios es vista y conocida por cada ser humano, porque Dios lo ha hecho así. Pero en vez de aceptar la verdad acerca de Dios y someterse a ella, la mayoría de los seres humanos la rechazan, y en cambio buscan su propia manera de entender a Dios. Pero esto no conduce a la iluminación respecto a Dios, sino a la futilidad del pensamiento. Aquí es donde encontramos las bases de la razón para “tantas religiones.”

Mucha gente no quiere creer en un Dios que demanda rectitud y moralidad, así que se inventan un dios que no haga tales requerimientos. Mucha gente no quiere creer en un Dios que declara que es imposible que la gente gane su propio camino al cielo; así que ellos inventan a un dios que acepta a la gente en el cielo si es que han llevado a cabo ciertos pasos, seguido ciertas reglas, y/o obedecido ciertas leyes, a pesar de cómo viven. Mucha gente no quiere relacionarse con un Dios que es soberano y omnipotente; así que imaginan un dios que sea más bien una fuerza mística, que un Dios personal y gobernante soberano del universo.

La existencia de tantas religiones no es un argumento contra la existencia de Dios o un argumento en el que la verdad acerca de Dios no sea clara. Más bien, la existencia de tantas religiones es la demostración del rechazo de la humanidad del Único y verdadero Dios y su reemplazo por dioses que sean más de su agrado. “No os engañéis; Dios no puede ser burlado; pues todo lo que el hombre sembrare, eso también segará. Porque el que siembra para su carne, de la carne segará corrupción; mas el que siembra para el Espíritu, del Espíritu segará vida eterna.”

¿Todas las religiones conducen a Dios? Ciertamente, no. A excepción de una, todas conducen a Su juicio, y solo una conduce a Su perdón y la vida eterna – el Cristianismo. Sin importar la religión a la que uno se adhiera, todos enfrentaremos a Dios después de la muerte (Hebreos 9:27). En este sentido, todas las religiones conducen a Dios, pero solo una religión resultará en la aceptación de Dios, porque sólo mediante Su divino plan de salvación, a través de la fe en Jesucristo, puede alguien acercarse a Él con confianza. La decisión de abrazar la verdad acerca de Dios es muy importante por una simple razón; la eternidad es un tiempo terriblemente largo para darse el lujo de equivocarse. Esto es por lo que es tan crítico tener la mentalidad correcta acerca de Dios.

LA RELIGIÓN VERDADERA


La religión verdadera: ideas rápidas sobre las religiones: ¿sólo una es verdadera?, ¿cómo saber si una religión es equivocada?

  • A. Una sola religión.

  • B. ¿Cómo reconocer la verdadera religión?

A. UNA SOLA RELIGIÓN VERDADERA1. Requisitos para encontrar la verdadera religión.- Quien no conoce la religión verdadera y desea encontrarla debe cumplir un requisito imprescindible: buscar. Y esto exige varias condiciones:

  • Aceptar la existencia de Dios.- Si esto no se admite, se rechazarán todas las religiones.

  • Aceptar que hay un solo Dios.- Si hubiera varios dioses, cada uno tendría su religión. Pero no es posible que haya varios omnipotentes, ni varios seres perfectos (¿en qué perfección se diferencian?).

  • Aceptar que Dios es bueno.- Y en consecuencia ayuda a sus criaturas a encontrar el camino de la felicidad. Por tanto, debe existir una religión verdadera que contenga los mandatos, consejos y dones que hacen feliz al hombre.

  • Finalmente, para encontrar la religión verdadera es preciso buena voluntad y buena conducta, pues los malos hábitos dificultan encontrar la verdad.

2. ¿La religión verdadera es única? Todas las religiones buscan el bien del hombre acercándole a Dios. Todas abarcan áreas más o menos amplias de verdad, pero sólo una es completamente cierta pues sólo hay un único Dios: Entre las religiones hay puntos de contacto y de divergencia. Algunos planteamientos son tan opuestos que no pueden ser a la vez válidos. Por ejemplo, si una religión permite tener dos mujeres a la vez y otra lo considera una falta grave, una de las dos se confunde. Si una religión es verdadera, las demás no lo son.

B. ¿CÓMO RECONOCER LA VERDADERA RELIGIÓN?Para saber si una religión es equivocada hay varios aspectos clarificadores:

1. Analizar la doctrina, considerando estas ideas:

  • Son evidentemente falsas las religiones que uno se inventa. Quien rechaza las doctrinas para aprobar un comportamiento en base a su propia opinión, se convierte en inventor de religiones y una religión inventada es sin duda falsa, aunque desde luego sean ideas respetables.

  • La religión verdadera debe ir acorde con la dignidad de la naturaleza humana. Su doctrina debe ser ejemplar.

  • La religión verdadera debe ser válida para todos los hombres. Pues Dios creó y ama a todos. De donde nacen dos consecuencias: - Las religiones nacionalistas o racistas no van bien encaminadas. - La religión verdadera debe abarcar todas las épocas de la historia, sin excluir a los antiguos. De ahí que las religiones relativamente modernas deberían explicar suficientemente cómo pueden salvarse los que murieron antes.

2. Considerar la práctica, teniendo en cuenta lo siguiente:

  • No sirve analizar la vida de unos miembros, ni de unos jefes, pues en todas las religiones ha habido personas y jefes poco dignos. En cambio, sí sería válido estudiar las vidas y comportamientos que esa religión considera ejemplares.

  • También es argumento válido analizar la vida del fundador, pues él habrá recibido más dones de Dios para transmitir a los demás lo que deben practicar. Si el fundador llevó una vida poco ejemplar, su religión no es admisible.

  • En particular, y es asunto curioso, basta fijarse en la vida sexual del fundador. Normalmente, quien se autoinventa una religión, también se autoinventa excusas para satisfacer sus gustos sexuales.

3. ¿Los milagros y profecías ayudan a reconocer la verdadera religión? Está claro que sólo Dios o los enviados por Él pueden hacer milagros, por tanto los milagros y profecías auténticos son una ayuda importante para reconocer la verdadera religión. En este punto es interesante ver si el fundador -enviado de Dios- realizó milagros. Respondiendo a varias preguntas, diremos que Mahoma y Buda no hicieron milagros. Tampoco Lutero los hizo (los protestantes no lo consideran fundador, sino “personaje destacado”).

4. ¿Puede usarse la Biblia para descubrir la religión verdadera? La Biblia posee un gran valor histórico y religioso. Leer la vida de Cristo proporciona gran servicio espiritual y cultural, de modo que los evangelios son una lectura que no debería faltar. La Biblia es útil para distinguir la religión verdadera si se lee con rectitud de corazón. Por ejemplo, la vida de Jesús nos muestra su divinidad; y la elección de los apóstoles y de Pedro nos indica que la Iglesia de Cristo incluye al sucesor de Pedro.

5. ¿Cómo empezar? ¿Qué camino es el mejor para buscar a Dios? La humildad y la oración: pedir humildemente al Señor su ayuda para encontrarlo.

6. ¿Cuántas religiones hay? El ser humano siempre busca a Dios, y desea conocer el modo de agradarle. Por esto, hay miles de religiones, y muchas con varios dioses. Si nos decidimos por buscar religiones que aceptan un sólo Dios, entonces el campo se reduce y se queda en tres grandes grupos: las religiones cristianas, el islam y los judíos. Cada grupo con subdivisiones. El budismo no es propiamente una religión sino más bien una filosofía, pues no hace referencia a Dios.

7. Una ventaja del cristianismo.- Cualquier religión establece modos de comportarse que benefician al hombre porque orientan su actuación. El cristianismo, además de aportar consejos valiosos, añade gracias divinas que ayudan al hombre interiormente: son principalmente los sacramentos. Dentro del cristianismo, los protestantes han desestimado bastante estas ayudas divinas, que la sectas “ortodoxos” y católicos conservan.

8. ¿Y para usted cuál es la religión verdadera? Algunos me lo han preguntado, y otros quizá quieran abreviar su búsqueda orientados por mi consejo. En mi caso no hay dudas en este asunto: busquen la religión católica.

9. ¿Qué textos bíblicos muestran a la religión católica como verdadera? Hacen esta pregunta desde Argentina, y la respuesta es muy amplia porque hay muchos textos bíblicos. Podemos ordenarlos en tres grupos:

  • Textos que muestran a Jesucristo actuando como verdadero Dios. Por ejemplo, cuando predicaba con autoridad divina y cuando hacía milagros por su propio poder. En especial destaca su resurrección.

  • Textos donde Jesucristo eligió doce apóstoles sobre los que fundó su Iglesia. Y tomó a Pedro como fundamento y pastor de su Iglesia.

  • Textos que muestran a los apóstoles como elegidos por Dios, después de la marcha de Cristo. Por ejemplo, cuando Pedro hace milagros y cuando inspirado por Dios decidió suprimir la circuncisión.

Los sucesores de los apóstoles continúan esa misión y conducen la Iglesia de Cristo, bajo la dirección del sucesor de Pedro.

Para obtener más información, por favor visite este sitio: http://www.santos-catolicos.com/la-biblia-prueba-las-ensenanzas-de-la-iglesia-catolica/

¿Qué es el Cristianismo y qué Creen los Cristianos?


Respuesta: 1ª Corintios 15:1-4 dice, “Además os declaro, hermanos, el evangelio que os he predicado, el cual también recibisteis, en el cual también perseveráis; por el cual asimismo, si retenéis la palabra que os he predicado, sois salvos, si no creísteis en vano. Porque primeramente os he enseñado lo que asimismo recibí: Que Cristo murió por nuestros pecados, conforme a las Escrituras; y que fue sepultado, y que resucitó al tercer día, conforme a las Escrituras.”

En pocas palabras, esa es la creencia del Cristianismo. El Cristianismo es único entre todas las otras expresiones de fe, porque el Cristianismo trata más acerca de una relación, que de una práctica religiosa. En lugar de adherirse a una lista de lo que “debe y lo que no debe hacerse”, la meta de un Cristiano es cultivar un caminar cercano con Dios el Padre. Esa relación se ha hecho posible por la obra de Jesucristo, y el ministerio en la vida del Cristiano por el Espíritu Santo.

Los Cristianos creen que la Biblia es la Palabra de Dios inspirada, infalible, y que la Iglesia Católica su enseñanza es la autoridad final (1ª Timoteo 3:15, 2ª Timoteo 3:16, 2ª Pedro 1:20-21). Los cristianos creen en un Dios que existe en tres personas, el Padre, el Hijo (Jesucristo), y el Espíritu Santo.

Los Cristianos creen que la humanidad fue creada específicamente para tener una relación con Dios, pero que el pecado separa de Dios a todo hombre (Romanos 5:12, Romanos 3:23). El Cristianismo enseña que Jesucristo caminó por esta tierra, completamente Dios y hombre (Filipenses 2:6-11), y murió sobre la cruz. Los Cristianos creen que después de Su muerte en la cruz, Cristo fue enterrado, resucitó, y ahora vive a la diestra del Padre, intercediendo por los creyentes para siempre (Hebreos 7:25). El Cristianismo proclama que la muerte de Jesús en la cruz a través del bautismo (a través del Bautismo renacemos en Cristo) fue suficiente para pagar completamente la deuda del pecado que tenían todos los hombres, y esto es lo que restaura la relación rota entre Dios y el hombre (1 Pedro 3:21, Juan 3:5, Hebreos 9:11-14, Hebreos 10:10, Romanos 6:23, Romanos 5:8).

De manera que, mientras muchos sistemas religiosos requieren que una persona haga o no ciertas cosas, el Cristianismo se trata de tener una relación con Dios. El Cristianismo se trata de creer que Cristo murió en la cruz como pago por pecado, y que también resucitó. La deuda de su pecado ha sido pagada y puede tener compañerismo con Dios. Usted puede tener victoria sobre su naturaleza pecaminosa y caminar en compañerismo y obediencia con Dios. Ese es el verdadero Cristianismo bíblico.

Si no está seguro acerca de lo que cree, le invitamos a que diga la siguiente oración a Dios: “Dios, ayúdame a saber lo que es verdadero. Ayúdame a discernir lo que es error. Ayúdame a saber cuál es el camino correcto para la salvación.” Dios siempre responderá a dicha oración.

Si desea recibir la fe y a Jesús como su Salvador, simplemente hable con Dios, verbalmente o en silencio, reciba el bautismo, obedezca a Su Iglesia y Su ley y dígale que quiere recibir el don gratuito de la salvación por medio de Jesús, nuestro Señor y Salvador. Si desea una oración para rezar, aquí hay un ejemplo: “Dios, gracias por amarme Gracias por sacrificarte por mí Gracias por brindarte por mi perdón y salvación Quiero aceptar el regalo de la salvación a través de Jesús. Deseo recibir a Jesús como mi Salvador. ¡Amén!”

Para saber más:

Información Espiritual que usted debe saber para salvarse

La información bíblica que usted debe saber para salvarse

Dogma cristiano que usted debe creer para ser salvado

El Bautismo, los pasos para convertirse a la fe tradicional, los pasos para aquellos que abandonan las sectas falsas y el bautismo condicional

Vídeos Gratis
www.Santos-Catolicos.com
¡DVDs, Artículos y Libros Gratis!
FREE DVDS & VIDEOS
WATCH & DOWNLOAD ALL THE DVDS & VIDEOS FOR FREE!