Ovarios: Poliquisticos, Quistes en los Ovarios, Cáncer, Dolor, Función

¿Qué son los ovarios y cuál es su función?

Los ovarios son glándulas sexuales femeninas cuya función primordial es producir hormonas sexuales (estrógeno y progesterona), y la producción de las células reproductoras femeninas (óvulos). En otras palabras tienen una función “vegetativa” y una función “reproductiva”.

Los ovarios en la mujer son el equivalente a los testículos en el hombre.

¿Cuándo ocurre la ovulación?

La ovulación es la expulsión del ovocito o célula reproductora femenina, que ocurre generalmente a los 14 días después del primer día de la menstruación, con una variación de más o menos 2 días.

Durante la ovulación el cuello del útero producirá un aumento en la producción del moco cervical (esto es importante para facilitar el paso de los espermatozoides).

¿Qué puede ocasionar los problemas de ovulación?

Los problemas o alteraciones de la ovulación, generalmente, se manifiestan con alteraciones menstruales tales como: sangrados abundantes o escasos, irregularidad del ciclo (ciclos cortos o ciclos largos), dolores menstruales, ausencia de la menstruación, etcétera.

Estos problemas afectan de manera particular la capacidad reproductiva de las mujeres, pudiendo llegar a producir infertilidad o esterilidad.

Síndrome de Ovario Poliquístico (SOP)

Síndrome ovario poliquístico, poliquistosis ovárica, ovarios poliquísticos, síndrome de Stein-Leventhal o enfermedad ovárica polifolicular es una enfermedad en la cual hay un desequilibrio de las hormonas sexuales femeninas de una mujer. Este desequilibrio hormonal puede provocar cambios en el ciclo menstrual, cambios en la piel, pequeños quistes en los ovarios, dificultad para quedar en embarazo y otros problemas.

SÍNTOMAS DEL SÍNDROME OVARIO POLIQUÍSTICO

Cambios en el ciclo menstrual:

  • Ausencia de períodos menstruales, generalmente con antecedentes de tener uno o más períodos menstruales normales durante la pubertad (amenorrea secundaria)

  • Períodos menstruales irregulares, que pueden ser más o menos frecuentes, y pueden ir desde muy ligeros hasta muy abundantes

Desarrollo de características sexuales masculinas (virilización):

  • Disminución del tamaño de las mamas

  • Engrosamiento de la voz

  • Agrandamiento del clítoris

  • Aumento del vello corporal en el pecho, el abdomen y la cara, al igual que alrededor de los pezones (llamado hirsutismo)

  • Adelgazamiento del cabello en la cabeza, llamado calvicie de patrón masculino

Otros cambios en la piel:

  • Empeoramiento del acné

  • Marcas y pliegues cutáneos gruesos u oscuros alrededor de las axilas, la ingle, el cuello y las mamas debido a la sensibilidad a la insulina

CAUSAS DEL SÍNDROME OVARIO POLIQUÍSTICO

Las hormonas sexuales femeninas abarcan estrógenos y progesterona, así como también las hormonas llamadas andrógenos. Los andrógenos, con frecuencia denominados “hormonas masculinas”, también están presentes en las mujeres, pero en cantidades diferentes.

Las hormonas ayudan a regular el desarrollo normal de los óvulos en los ovarios durante cada ciclo menstrual. El síndrome del ovario poliquístico se relaciona con un desequilibrio en estas hormonas sexuales femeninas. Se produce demasiada hormona andrógeno, junto con cambios en otros niveles de hormonas.

No se ha entendido completamente por qué o cómo ocurren los cambios en los niveles hormonales.

Los folículos son sacos dentro de los ovarios que contienen óvulos. Normalmente se liberan uno o más óvulos durante cada ciclo menstrual, lo cual se denomina ovulación. En el síndrome del ovario poliquístico, los óvulos en estos folículos no maduran y no son liberados desde los ovarios. En lugar de esto, pueden formar quistes muy pequeños allí.

Estos cambios pueden contribuir a la infertilidad. Los otros síntomas de este trastorno se deben a los desequilibrios hormonales.

A las mujeres usualmente se les hace el diagnóstico a los 20 ó 30 años, pero el síndrome del ovario poliquístico también puede afectar a las niñas adolescentes. Los síntomas a menudo empiezan cuando se inician los períodos de una niña. Las mujeres con este trastorno con frecuencia tienen una madre o hermana con síntomas similares a los del síndrome del ovario poliquístico.

NOMBRES ALTERNATIVOS

Poliquistosis ovárica, Ovarios poliquísticos, Síndrome de Stein-Leventhal, Enfermedad ovárica polifolicular

REFERENCIAS

Bulun SE, Adashi EY. The physiology y pathology of the female reproductive axis. En: Kronenberg HM, Melmed S, Polonsky KS, Larsen PR, eds. Williams Textbook of Endocrinology. 11th ed. Philadelphia, Pa: Saunders Elsevier; 2008:chap 16.

Radosh L. Drug treatments for polycystic ovary syndrome. Am Fam Physician. 2009;79:671-676.

Lobo RA. Hyperandrogenism: Physiology, etiology, differential diagnosis, management. En: Katz VL, Lentz GM, Lobo RA, Gershenson DM, eds. Comprehensive Gynecology. 5th ed. Philadelphia, Pa: Mosby Elsevier;2007:chap 40.

ACOG Practice Bulletin Number 108, October 2009. Accessed March 31, 2010.

Contenido: 31 de marzo de 2010

Versión del inglés revisada por: Susan Storck, MD, FACOG, Jefe, Eastside Departamento de Obstetricia y Ginecología, Group Health Cooperative of Puget Sound, Redmond,Washington, Facultad Enseñanza Clínica, Departamento de Obstetricia y Ginecología, Universidad de Washington Facultad de Medicina. También se examinó por David Zieve, MD, MHA, Director Médico, ADAM, Inc.

Quistes en los Ovarios

Los quistes en los ovarios y sus causas

Un quiste ovárico es una tumoración llena de líquido que se desarrolla en la superficie o dentro de un ovario. La mayoría de estos quistes son benignos y de pequeño tamaño, pero en otras ocasiones se debe descartar que no se trate de un tumor maligno (en este caso se hablaría de cáncer en los ovarios).

Los quistes en los ovarios pueden ser funcionales (no relacionados con una enfermedad) y se producen por el funcionamiento anómalo del ovario durante la ovulación. Todos los ovarios tienen una estructura conocida con el nombre de folículo que al romperse produce la ovulación de la mujer. A veces el ciclo ovárico se altera, produciendo cambios en los ciclos menstruales, con lo que el folículo no se rompe y se convierte en un quiste. Este tipo de quiste no necesita tratamiento ya que desaparece por sí solo en un período de tiempo de 8 a 12 semanas. Son benignos y son frecuentes durante los años de fertilidad de la mujer.

Otro tipo de quistes, menos frecuente, son los conocidos como orgánicos, aquellos que no son propios del funcionamiento ovárico y de los que se desconoce la causa de su aparición. En esta categoría se debería hablar de:

  • Quistes adenomas: son quistes benignos que pueden llegar a medir hasta treinta centímetros y su tratamiento precisa cirugía por el dolor que provocan.

  • Los cistoadenomas: son tumores benignos que producen mucho dolor por el crecimiento del quiste que puede llegar a torsionar el ovario, siendo necesario la operación como tratamiento.

  • Quistes epidermoides o teratomas: generalmente son benignos y sólo se curan a través de cirugía porque no existe un tratamiento para ello.

  • La endometriosis: es un tipo de enfermedad de patología ginecológica que se asocia con la aparición de quistes. Se caracteriza por el crecimiento del tejido endometrial fuera del útero, en la cavidad pélvica o en los ovarios. Este tejido que se debe expulsar durante las menstruaciones cae a una cavidad, formando un quiste que produce dolor durante la regla de la mujer. El tratamiento de la endometriosis requiere cirugía.

Síntomas

En los primeros meses, un quiste en los ovarios puede ser asintomático. Cuando lo hace, los signos que evidencian su aparición son:

  • Alteraciones menstruales en la mujer como sangrados entre periodos, ausencia de regla o hemorragias fuertes.

  • Dolor abdominal antes o después de reglar.

  • Cuando el quiste crece de tamaño, el ovario se puede torsionar produciendo dolor. El contenido del quiste hace que se produzca una irritación en el peritoneo, produciendo un dolor agudo pélvico.

¿Cuándo es necesario acudir al médico?

La mayoría de los quistes en los ovarios se diagnostican durante las revisiones ginecológicas, porque las pacientes no suelen presentar síntomas. Por ello, los ginecólogos aconsejan a las mujeres realizarse revisiones cada año para descartar la posibilidad de padecerlos. Aquellos que tienen un tamaño mayor y provocan dolor abdominal o pélvico requieren atención médica inmediata pues el dolor induce a pensar que la paciente tiene un quiste.

Diagnóstico

El ginecólogo realizará una historia clínica con los síntomas que presenta la paciente y le practicará un examen pélvico y de los ovarios a través de una ecografía transvaginal.

Este método está mejor valorado que un ultrasonido pélvico porque al estar más cerca de los ovarios permite al especialista examinar todos los órganos reproductores femeninos como el útero, el cuello uterino, la vagina y los ovarios. Con esta prueba se podrá determinar el tipo y el tamaño del quiste.

Sólo en los casos en los que el ginecólogo sospeche que el quiste puede ser maligno se practican otras pruebas:

  • Marcadores tumorales: sustancias que se encuentran en el cuerpo cuando hay presencia de cáncer. Por lo general se encuentran en la sangre o la orina y se ven a través de unos análisis.

  • TAC o escáner.

Cáncer de ovarios

El cáncer de ovario es un tumor maligno de las glándulas sexuales femeninas, los ovarios. El cáncer de ovario aparece sobre todo en mujeres mayores y con frecuencia los síntomas no se manifiestan hasta que se halla en un estadio avanzado.

Las causas del cáncer de ovario son, hasta ahora, desconocidas. No obstante, algunas modificaciones de la información genética (mutaciones) pueden aumentar el riesgo de padecer cáncer de ovario. Si tras el examen ginecológico existe la sospecha de cáncer de ovario, el médico determinará mediante una ecografía, una tomografía computerizada y una resonancia magnética la extensión y la naturaleza del tumor.

El tratamiento del cáncer de ovario consiste, por lo general, en la extirpación quirúrgica del tumor y, posteriormente, en sesiones de quimioterapia. El pronóstico de la enfermedad depende, en gran medida, del estadio en que se ha detectado y tratado: en un estadio temprano existen buenas expectativas de una curación permanente.

Definición

El cáncer de ovario es un tumor maligno de los ovarios. Los ovarios son las glándulas sexuales de la mujer.

Los dos ovarios en forma oval se hallan situados en la pelvis a la derecha e izquierda del útero. Los ligamentos y el peritoneo mantienen los ovarios en su posición, además cuentan con bastante espacio en la cavidad abdominal. El aumento de tamaño de los ovarios durante el ciclo menstrual no afecta, por tanto, a ningún otro órgano. Ahora bien, por esta razón los tumores de ovario que crecen también pasan, a menudo, desapercibidos. En aproximadamente la mitad de los casos, están afectados ambos ovarios. Si el cáncer sale de la cápsula exterior del ovario, se puede extender y desarrollar metástasis en la cavidad abdominal (denominada carcinomatosis peritoneal).

Además de la extensión a la cavidad abdominal y al peritoneo, el cáncer de ovario también se puede extender a través del sistema sanguíneo y linfático y producir metástasis en higado, pulmones, pleura y ganglios linfáticos a lo largo de la aorta o de las arterias de la cavidad pélvica.

La denominada clasificación FIGO (Federación Internacional de Ginecólogos y Obstetras) divide el cáncer de ovario en cuatro estadios diferentes en función de su extensión:

    FIGO I: El tumor solo afecta al tejido de los ovarios (pueden estar afectados uno o ambos ovarios).

    FIGO II: La enfermedad ya se ha extendido por la pelvis.

    FIGO III: El cáncer de ovario ya se ha extendido a la cavidad abdominal (carcinomatosis peritoneal) o a los ganglios linfáticos.

    FIGO IV: Ya hay metástasis fuera de la cavidad abdominal (por ejemplo, en el pulmón).

Bajo el microscopio ningún cáncer de ovario es igual que otro. Dependiendo del tejido tumoral pueden designarse diferentes subformas del cáncer de ovario que también pueden diferenciarse según su pronóstico.

Además del cáncer de ovario, en los ovarios también pueden darse otras formas de cáncer. Entre ellas se encuentran las metástasis de otras enfermedades cancerosas. Por otro lado, los médicos diferencian también los tumores malignos de células germinales y los tumores estromáticos gonadales de un cáncer de ovario.

Dolor de ovarios

Sólo las mujeres entendemos de este malestar, pero debemos saber que no estamos solas en la búsqueda por una solución. Existen muchos remedios naturales y caseros para calmar el dolor de ovarios.

El llamado "dolor de ovarios" es un conjunto de síntomas propios del ciclo menstrual femenino, que describe inflamación, molestias en el área abdominal, calambres y problemas gastrointestinales en la mayoría de los casos.

En el aparato genital femenino (ovarios, trompas, útero, vagina, vulva), los problemas son dolor, dismenorrea (menstruación dolorosa); dispareunia (acto sexual doloroso), vaginismo, vulvodinia, prurito, flujo excesivo, craurosis vulvar, trastornos de la menopausia, dolor en el embarazo, dolor post-parto, infecciones a repetición, consecuencias físicas y psíquicas de una violación.

El dolor y demás síntomas viscerales se deben en general a trastornos en la función, es decir actividad excesiva o disminuida del sistema nervioso vegetativo. Habitualmente los trastornos funcionales de los órganos internos representan el resultado de un proceso, no aparecen de un día para otro. Cuando un problema visceral persiste en el tiempo y no responde a los tratamientos comunes, la causa habitualmente es una irritación del sistema nervioso. En general se trata de irritaciones ocurridas con anterioridad (meses, años), en cualquier lugar del organismo. Con el tiempo, finalmente interfieren la capacidad de autoorganización natural, lo cual se manifiesta con los síntomas señalados en el primer párrafo de este escrito.

Problemas de salud persistentes o recurrentes

Campos interferentes

Los campos interferentes ejercen estímulos fuertes sobre el sistema nervioso y pueden dar lugar al establecimiento de problemas de salud persistentes o recurrentes en cualquier parte del organismo. En la misma persona pueden coexistir varios campos interferentes. La medicina clásica no reconoce su existencia.

Los campos interferentes pueden haberse desarrollado en donde, en algún momento de la vida de la persona, hubo:

  • un proceso inflamatorio o infeccioso: amígdalas (faringitis, anginas, difteria, mononucleosis, escarlatina); adenoides; senos de la cara (sinusitis); oídos (otitis); sistema nervioso central (meningitis, encefalitis); hígado (hepatitis); vesícula; páncreas; pulmón; bronquios; estómago; intestino; apéndice; riñón; vejiga (cistitis); próstata; pene (venéreas); ovarios; útero; vagina (infecciones); abscesos; úlceras; etc.

  • una cicatriz por cirugía o herida en piel, mucosa, músculo, víscera, tendón o hueso (fractura).

  • un traumatismo (golpe, caída, agresión física)

  • problemas odontológicos: cicatrices de extracciones; una pieza desvitalizada (conducto); compromiso de la pulpa dentaria (nervio) por un arreglo profundo; granuloma; infecciones óseas residuales; quistes; odontomas; procesos inflamatorios o infecciosos presentes o pasados: periodontitis, bolsas gingivales; piezas en posición anómala, retenidas, semi-retenidas, desplazadas o inclinadas; muelas de juicio sanas sin espacio propio o en contacto con el canal del nervio mandibular; piezas embrionarias; restos de raíces; piezas utilizadas como pilares de puentes; metales (implantes, pernos, amalgamas, ganchos, prótesis); endodoncias con sobreobturación del material de relleno que irritan el hueso subyacente; ortodoncia en adultos y trastornos oclusivos (mordida).

  • la memoria corporal de una carga afectiva, emocional o daño psicológico (estrés, pérdida, abuso sexual, tortura, etc.).

Una vez eliminados los estímulos nocivos provenientes de campos interferentes, las funciones corporales recuperan su normalidad y el organismo inicia su proceso de curación. Muchas veces los cambios son rápidos.

Vídeos Gratis
www.Santos-Catolicos.com
¡DVDs, Artículos y Libros Gratis!
FREE DVDS & VIDEOS
WATCH & DOWNLOAD ALL THE DVDS & VIDEOS FOR FREE!