Feliz y Felicidad: Cómo ser Feliz, ¿Qué es la Felicidad? Consejos Para Ser Feliz, Frases de Felicidad

Felicidad

La felicidad es un estado de ánimo que se produce en la persona cuando cree haber alcanzado una meta deseada y buena. Tal estado propicia Paz interior, un enfoque del medio positivo, al mismo tiempo que estimula a conquistar nuevas metas. Es definida como una condición interna de satisfacción y alegría.

Definición de Feliz

De acuerdo al uso que se le de, la palabra feliz puede presentar varias referencias, aunque la más difundida y empleada es aquella que refiere aaquello o a aquel que disfruta u ocasiona la felicidad.

En tanto, la felicidad resulta ser un estado de ánimo que supone la satisfacción, porque estar feliz es estar contento, a gusto, complacido, por aquella cuestión que satisface; de todas maneras, el hecho de sentirse feliz es una cuestión absolutamente subjetiva y relativa, ya que no hay un índice o una categoría a alcanzar para ser feliz sino que es algo que se da por un episodio concreto o por una forma de vida. Además, lo que a uno lo hace feliz puede ser que a otro no lo haga para nada. Hay quienes creen que la felicidad se encuentra en las posesiones materiales, es decir, cuantas más tengo más feliz seré, pero por el lado diametralmente opuesto se encuentran las religiones o aquellos con predilección por lo espiritual que asociarán a la felicidad con un estado del alma donde el ser se siente en paz.

Entonces, lo regular es que el ser humano se sienta feliz cuando logra alcanzar los objetivos propuestos, cuando logra solucionar problemas que lo aquejan. En tanto, cuando no se lo logra, se da paso a la frustración que llevará a la pérdida de ese estado de ánimo satisfactorio.

En el estricto campo biológico, se considera que el ser feliz será el resultado de una actividad neural de tipo fluida, en la cual tanto los factores externos como los internos estimulan al sistema límbico.

Otro uso del término feliz es para referir aquello oportuno y acertado. Juan tuvo la feliz idea de reunir a todos los primos que no se veían desde pequeños.

Y también cuando algo se sucede sin contratiempos se suele emplear la palabra feliz para referirse a ello. Tuvimos una estadía realmente feliz en la posada que contratamos.

Concepto de Felicidad

La felicidad es un estado anímico de plenitud existencial donde se valora la vida como algo positivo y digno de ser vivido. Es alcanzar las metas propuestas, y disfrutarlas, no percibiendo la falta de logros como frustraciones, sino como desafíos. Una persona feliz sonríe, disfruta, goza, como un sentimiento permanente, a diferencia de la alegría que es un estado pasajero. Cómo hallar la felicidad dependerá de cada uno de nosotros, ya que lo que hace feliz a alguien puede no representar la felicidad para otro.

Desde la antigüedad, el hombre buscó la felicidad y se preocupó en saber donde hallarla. Epicuro (341-270 a. C) sostuvo que la felicidad no puede hallarse en la vida disipada, ni en la riqueza, ni en nada que genere dependencia, pues por mantener lo que se tiene, la preocupación, impide ser feliz. La felicidad para Epicuro es la ausencia de perturbación, dada por la serena razón, que enjuicie los actos de modo sereno, logrando la paz del alma.

Aristóteles sostuvo que la felicidad solo puede hallarla el hombre virtuoso, cuya voluntad tiene una disposición permanente hacia el bien, lo que se denomina virtud. Nos enseña que el hombre naturalmente tiende hacia las cosas placenteras, huyendo de las tristes y penosas, pero hay placeres que no son bienes, pues son reprochables, y el hombre que los prefiere es un corrupto, que no podrá ser feliz.

Para la escuela estoica, fundada por Zenón de Citio, a fines del siglo IV, la felicidad se logra viviendo conforme a la naturaleza racional, siendo indiferente al dolor, a las pasiones y al placer.

San Agustín (354-439) subordinó todos los fines intermedios al fin último de llegar a Dios, verdad absoluta, para alcanzar la felicidad.

¿Qué es la Felicidad? ¿Cómo ser Feliz?

La felicidad: ideas rápidas sobre la felicidad. ¿Es posible alcanzar la felicidad?, ¿se conoce el secreto?, ¿dónde está y donde no está la felicidad?

1. ¿Se conoce el secreto de la felicidad? Sí. Se sabe lo que conduce a la verdadera alegría. Y se conocen los obstáculos y espejismos.

2. ¿Cuáles son los obstáculos y espejismos? Son las cosas que proporcionan algún placer pero de carácter pasajero. Tienen el peligro de confundir al hombre y hacerle creer que ahí está la felicidad. En consecuencia esa persona deja de seguir buscando, para luego encontrarse con que eran gozos sólo pasajeros.

3. ¿Dónde no está la felicidad? La respuesta es bastante fácil y conocida. Hay varios ejemplos típicos de esos gustos pasajeros que pueden confundir al hombre:

  • El dinero, los bienes materiales...

  • El sexo, la comodidad, los placeres corporales...: Los placeres proporcionan placer pero no felicidad.

  • El éxito, la fama, el aplauso social, el triunfo profesional...

4. ¿Dónde buscar la felicidad? Hay varias ideas que orientan la búsqueda:

  • Obrar bien da más felicidad que obrar mal.

  • Los bienes del alma originan alegrías más duraderas. Entre otros motivos porque el alma es inmortal y el cuerpo con sus bienes perecerá.

  • El corazón humano es más feliz sirviendo a los demás. El egoísmo nos perjudica.

5. ¿Dónde está la felicidad? En esta vida no es posible ser completamente feliz. Ni siquiera cosas tan nobles como el matrimonio o el trabajo hacen al hombre del todo feliz. Incluso las ideas del punto anterior proporcionan una alegría incompleta, pues Dios nuestro Señor nos ha creado con una capacidad de gozo tan grande que los bienes y criaturas terrenos no sacian nuestro corazón. Sólo Él, Bien infinito, puede hacerlo. Por esto, completamente felices sólo seremos junto a Dios en el Cielo.

6. ¿Y para ser felices en la tierra? En la tierra el hombre es más feliz en la medida en que se acerque a Dios. Los santos son los más felices de la tierra. La santidad es el secreto de la felicidad.

LA FELICIDAD EN LA VIDA CRISTIANA NO DEPENDE DE LAS CIRCUNSTANCIAS SINO DE UNA DECISIÓN

Por la noche durará el lloro, y a la mañana vendrá la alegría.” (Salmo 30:5)

Para los que no creen en Cristo, la felicidad depende de los buenos momentos. La sonrisa puede variar según están las cosas o como se lleva uno con su suegra o con su cuñada, si tiene problemas en el trabajo o en el hogar. Pero si esa persona está pasando por una situación difícil, probablemente sienta que la felicidad está muy lejana. Sin embargo, según la Biblia, el secreto de la felicidad no depende de lo que me ocurra en la vida sino de una decisión.

Esa decisión es aceptar a Jesús en el corazón; que por demás acertada, produce felicidad. Significa vivir con Él nuestra vida. Es entender que no dependemos de aquello que la vida nos depare sino que tenemos el gozo de Cristo en nuestro corazón, pase lo que pase. Por supuesto que vamos a tener luchas y batallas porque son parte de este mundo, pero siempre debemos tener en cuenta que eso es momentáneo. La Escritura dice que “Por la noche durará el lloro, y a la mañana vendrá la alegría”. Esto quiere decir que hay un tiempo para llorar, para lamentarse, pero también hay un tiempo para tomar la victoria.

¡Disfruta cada día de vida que Dios te da, vívelo al máximo y recuerda que la felicidad no depende de una circunstancia, sino de una decisión, tener a Cristo en el corazón!

Frases de Felicidad

“No es más feliz quien más tiene, sino quien menos necesita.”

“El secreto de mi felicidad está en no esforzarse por el placer, sino en encontrar el placer en el esfuerzo.”

“Ser feliz no significa que todo sea perfecto, quiere decir que has decidido ver más allá de las imperfecciones.”

“Si quieres comprender la palabra felicidad, tienes que entenderla como recompensa y no como fin.”

“Cuando quieres que alguien sea feliz, significa que tú también lo serás cuando esa persona lo logre, es un sueño en que no piensas en ti mismo, sino en la otra persona. Es un sueño especial, poco común.”

“El hombre más feliz del mundo es aquel que sepa reconocer los méritos de los demás y pueda alegrarse del bien ajeno como si fuera propio.”

“Sólo hay una manera de encontrar la vida dichosa, y es buscando el bien y la verdad. Para estar contento de la vida hay que hacer buen uso de ella.”

“La dicha de la vida consiste en tener siempre algo que hacer, alguien a quien amar y alguna cosa que esperar.”

“No esperes a mañana para ser feliz ¡Hoy es el día!”

“Disfrutamos del calor porque hemos sentido el frío. Valoramos la luz, porque conocemos la oscuridad. Y comprendemos la felicidad porque hemos conocido la tristeza.”

“La felicidad eterna es al mismo tiempo la mejor, la más noble y la más placentera de todas las cosas.”

“Muchas personas se pierden las pequeñas alegrías mientras aguardan la gran felicidad.”

“Quien pretenda una felicidad y sabiduría constantes deberá acomodarse a frecuentes cambios.”

“Sólo puede ser feliz siempre el que sepa ser feliz con todo.”

“La felicidad es algo que depende no de la posición, sino de la disposición.”

“Muchos autores coinciden en definir los instantes que preceden a la muerte como instantes de una felicidad profunda.”

“Vivir para los demás no es solamente la ley del deber sino también la ley de la felicidad.”

“Cuando la puerta de la felicidad se cierra, otra puerta se abre, pero algunas veces miramos tanto tiempo a aquella puerta que se cerró, que no vemos la que se ha abierto frente a nosotros.”

“Si planta una semilla de amistad, recogerá un ramo de felicidad.”

“La moral es la ciencia que enseña, no cómo hemos de ser felices, sino cómo hemos de llegar a ser dignos de la felicidad.”

“La felicidad es olvidarse de los problemas y valorar lo que se tiene.”

“La felicidad no consiste en todo tener, sino en saber sacar lo bueno que te da.”

“Para ser feliz sólo es necesario disfrutar de la vida y no dar importancia a los pequeños problemas que en ella te puedas encontrar.”

“Felicidad es hacer lo que se desea y desear lo que se hace.”

“La felicidad siempre la tienes, siempre ha formado parte de ti, lo importante es que te permitas sentirla.”

“La felicidad es frecuente, no pasa un día en que no estemos un instante en el Paraíso.”

“La manera más segura de tener paz y felicidad en esta vida y en la venidera es servir al Señor hoy y cada día de nuestra existencia.”

“Dios es un Padre que busca por todos los medios hacer felices a sus propios hijos.”

“La felicidad es algo que nace del corazón, no se compra.”

“No permitas jamás que alguien venga a ti y se aleje sin ser mejor y más feliz.”

“Quienquiera que crea que su propia vida y la de sus semejantes está privada de significado, no sólo es infeliz sino apenas capaz de vivir.”

“El hombre feliz es aquel que siendo rey o campesino, encuentra paz en su hogar.”

Frases Cortas de Felicidad

“Hay más felicidad en dar que en recibir.”

“Nadie es feliz durante toda su vida.”

“Nadie es responsable de tu felicidad, solo tú.”

“La verdadera felicidad consiste en hacer el bien.”

“Sin el dolor no habria felicidad.”

“No se puede encontrar la felicidad donde no existe.”

“La felicidad es estar satisfecho contigo mismo.”

“El arte de la vida es ser feliz con poco.”

“El gran secreto de ser feliz es ser inocente.”

“En el amor está la verdadera felicidad.”

“Amarte es felicidad... es salir de la oscuridad.”

“Lo principal no es ser feliz, sino merecerlo.”

“La única manera de multiplicar la felicidad es compartirla.”

“El pato es feliz en su sucio charco porque no conoce el mar.”

“La felicidad no es posible sin el amor.”

“La felicidad consiste en hacer el bien.”

“Tenemos solamente la felicidad que hemos dado.”

“La felicidad nace de la moderación.”

“La felicidad: un placer compartido con otra persona.”

“Los felices son ricos, pero no los ricos son felices.”

“Quien es feliz hace feliz a los demás también.”

“El dolor de ahora es parte de la felicidad de entonces.”

“La acción buena nos hace felices. La mala nos destruye.”

Frases de en Busca de la Felicidad

“Si aprendes a perdonar y a olvidar, vas a encontrar la verdadera felicidad.”

“Los cuatro acuerdos: sé impecable en tus palabras, no te tomes nada personal, nunca hagas suposiciones, siempre da lo mejor de ti y seamos todos felices con estos cuatro acuerdos.”

“Los amigos verdaderos son los que vienen a compartir nuestra felicidad cuando se les ruega, y nuestra desgracia sin ser llamados.”

“El dolor es relativo. Nadie tiene, por muy desgraciado que se sienta, tendría el coraje de decir: "no soy feliz" a un niño famélico.”

“El amistad mejora la felicidad y disminuye la tristeza, porque a través del amistad, se duplican las alegrías y se dividen los problemas.”

“Sólo hay felicidad donde hay virtud y esfuerzo serio, pues la vida no es un juego.”

“Los muros que construimos alrededor de nosotros nos protegen contra la tristeza, pero también impiden que nos llegue la felicidad.”

“Sólo puede ser feliz siempre el que sepa ser feliz con todo.”

“Siempre el sol en el verano trae alegria pero el frio del invierno nos trae reflexion. Lo que tu prefieras te ayuda a pasar cada temporada feliz dando gracias por vivir.”

“Existen tantas noches como días, y cada una dura lo mismo que el día que viene después. Hasta la vida más feliz no se puede medir sin unos momentos de oscuridad, y la palabra -feliz- perdería todo sentido si no estuviese equilibrado por la tristeza.”

“Llena tu corazón de felicidad y contágiala a todo lo que haces.”

“Los que obran bien son los únicos que pueden aspirar en la vida a la felicidad.”

“El pesar y la pobreza purifican el corazón del hombre, aunque nuestras mentes débiles no ven nada de valor en el universo, salvo la comodidad y la felicidad.”

“Las dificultades se nos revelan, pues, como etapas positivas de la vida, ya que son ellas las que nos permiten llegar a la felicidad.”

“La felicidad es interior, no exterior; por lo tanto, no depende de lo que tenemos, sino de lo que somos.”

“Los fracasos nos recuerdan que somos humanos, las decepciones nos indican que no era lo que creimos o idealizamos y la risa indica que nada de lo anterior nos ha quitado las ganas de vivir y ser felices...”

“Ser feliz no significa que todo sea perfecto, quiere decir que has decidido ver más allá de las imperfecciones.”

“Olvidamos las pequeñas alegrías por lograr la gran felicidad. Son detalles de la vida que dan otro punto de vista que, quizá, sea demasiado tarde cuando las quieras valorar.”

“Mi tristeza no está sólo en mí, sino en el mundo que me rodea, en el aire que respiro, en la certeza de saber que las cosas nunca cambiarán, que no hay un sitio en el universo donde para mi pueda haber felicidad...excepto en Ti, Dios mío, mi Amor.”

Frases de Felicidad por Amor

“Amar es entregarse en cuerpo y alma. La felicidad de la otra persona es nuestra felicidad.”

“Amor es encontrar en la felicidad de otro tu propia felicidad.”

“Si realmente quieres a alguien, lo único que quieres para él es su felicidad.”

“El amor auténtico, el amor ideal, el amor del alma, es el que sólo desea la felicidad de la persona amada sin exigirle en pago nuestra propia felicidad.”

“Yo no voy a odiarte ni a desearte mal te quiero tanto que lo único que quiero es tu felicidad.”

“Amor significa colocar la propia felicidad en la felicidad de los otros.”

“El amor es como una flor, que cada día crece y crece tratando de alcanzar la felicidad.”

“La clave de la felicidad está en el equilibrio espiritual de quererse a sí mismo y amar a los demás.”

“El amor es lo único que te puede causar el más grande dolor y la más grande felicidad.”

“La suprema felicidad de la vida es saber que eres amado por ti mismo o, más exactamente, a pesar de ti mismo.”

“Lo mejor que podemos hacer en favor de quienes nos aman es seguir siendo felices.”

“No hay cosa que te haga mas feliz que ver a alguien que quieres sonreír. Sonríe para hacer felices a esas personas que te quieren.”

“Para ser feliz no se necesita oro ni dinero sino amor, amistad y luz interior.”

“Para hacernos amar no debemos preguntar nunca a quien nos ama: ¿Eres feliz?, sino decirle siempre: ¡Que feliz soy!”

“Ser feliz es bastante fácil: disfruta en cada momento con lo que haces, y da gracias siempre por estar vivo.”

“Tu puedes ser muy feliz si aprender a hacer feliz a los que te rodean.”

“Cuando el amor es feliz lleva al alma a la dulzura y a la bondad.”

“El amor verdadero no tiene final feliz. Porque simplemente no tiene final.”

“Dicen que para ser feliz hay que estar enamorado. Y yo digo se es feliz si la persona de la que estás enamorado está enamorada de ti.”

“El amor es una condición en la que la felicidad de otra persona es condición imprescindible para su propia felicidad.”

“A veces basta una sonrisa para dar felicidad, una caricia para sentir dolor y una mirada para decir te quiero.”

“El amar de verdad te hace pensar en lo lindo de la vida, en el mundo, en todo lo que te haga feliz.”

“El día que yo encuentre el amor seré el la más feliz del mundo.”

“Mientras este mundo exista y yo viva, viviré para ti y para hacerte feliz, Dios mío, mi amor.”

“¡Lo más bonito que me ha podido pasar en la vida eres tú, mi Dios! ¡Lo único que quiero tener en la vida eres tú, mi Dios! ¡Te quiero muchísimo y te amo más todavía! Gracias por existir y hacerme feliz cada segundo de mi vida.”

“Desde que el sol sale me imagino mirarte, y esa mirada me llena de ternura y felicidad.”

“Lo que cada uno quiere es ser feliz, pero la felicidad consiste en amar y ser amado.”

“El día que te enamores comprenderás que el amor te hace reír y llorar, la vida te da y quita la felicidad, la alegría como viene se va.”

No es lo más importante tu cuenta bancaria, no, tampoco el tamaño de la casa, ni el valor de las joyas que guardas. No es lo más importante los lujos que puedes darte, no es lo más importante los trajes finos que llenan tu armario. Tampoco la gran biblioteca personal, los cuadros, las esculturas que atesoramos... No es lo más importante tu imagen corporal... El amor de tus padres, el amor de tus hijos, el amor de tu esposa, el amor de tu Dios, eso sí que vale mucho, eso sí que es primordial.

Jesús le dijo: “Ama al Señor tu Dios con todo tu corazón, con todo tu ser y con toda tu mente. Éste es el primero y el más importante de los mandamientos. El segundo se parece a éste: Ama a tu prójimo como a ti mismo. No hay otro mandamiento más importante que éstos.” (Marcos 12:30-31, Mateo 22:37-40)

Se cuenta que en el siglo pasado, un turista americano fue a la ciudad de El Cairo, Egipto, con la finalidad de visitar a un famoso sabio. El turista se sorprendió al ver que el sabio vivía en un cuartito muy simple y lleno de libros.

Las únicas piezas de mobiliario eran una cama, una mesa y un banco. ¿Dónde están sus muebles? preguntó el turista. Y el sabio, rápidamente, también preguntó: ¿Y dónde están los suyos...? ¿Los míos?, se sorprendió el turista. ¡Pero si yo estoy aquí solamente de paso! Yo también... concluyó el sabio. "La vida en la tierra es solamente temporal... sin embargo, algunos viven como si fueran a quedarse aquí eternamente y se olvidan de ser felices".

Es curioso como a veces lo perdemos de vista, algo en lo que podemos estar de acuerdo: las personas que amamos y nos aman están en primer lugar, y sin embargo a veces, en el día a día, no pareciera ser de esa manera. Porque todos nuestros pensamientos los dedicamos al trabajo, a los problemas, a las preocupaciones... postergando a aquellos que más nos importan. Tengamos mucho cuidado con eso, que de las personas más importantes de nuestras vidas depende mucha de nuestra felicidad.

“Lo que quiero decir, hermanos, es que nos queda poco tiempo. De aquí en adelante los que tienen esposa deben vivir como si no la tuvieran; los que lloran, como si no lloraran; los que se alegran, como si no se alegraran; los que compran algo, como si no lo poseyeran; los que disfrutan de las cosas de este mundo, como si no disfrutaran de ellas; porque este mundo, en su forma actual, está por desaparecer. Yo preferiría que estuvieran libres de preocupaciones. El soltero se preocupa de las cosas del Señor y de cómo agradarlo. Pero el casado se preocupa de las cosas de este mundo y de cómo agradar a su esposa; sus intereses están divididos. La mujer no casada, lo mismo que la joven soltera, se preocupa de las cosas del Señor; se afana por consagrarse al Señor tanto en cuerpo como en espíritu. Pero la casada se preocupa de las cosas de este mundo y de cómo agradar a su esposo. Les digo esto por su propio bien, no para ponerles restricciones sino para que vivan con decoro y plenamente dedicados al Señor.” (1 Corintios 7:29-35)

Vídeos Gratis
www.Santos-Catolicos.com
¡DVDs, Artículos y Libros Gratis!
FREE DVDS & VIDEOS
WATCH & DOWNLOAD ALL THE DVDS & VIDEOS FOR FREE!