Como Saber Si Estoy Embarazada | Síntomas Para Saber Si Estás Embarazada

Formas para saber si estas embarazada sin una prueba de embarazo

Has estado intentando concebir y no puedes esperar hasta ver la prueba de embarazo para comprobar si realmente lo lograste este mes. Te debes estar preguntando si existen otras formas para saber si estas embarazada antes de llegar el tiempo en el que la prueba de embarazo casera pueda registrar la pequeña marca rosada. Aquí tienes algunos síntomas comunes que una mujer recién embarazada puede experimentar antes de que las pruebas puedan detectar algo. Sin embargo, nada puede comprobar si una mujer está realmente embarazada hasta realizarse un examen de sangre, ecografía u otras pruebas practicadas por el médico.

Dolor en los senos

Algunas mujeres experimentan dolor en los senos tan solo dos semanas después de la concepción. Los senos se tornan sensibles, adormecidos y se sienten llenos o pesados como resultado de los cambios hormonales que se producen durante el embarazo.

Fatiga

La hormona progesterona se incrementa rápidamente al comienzo del embarazo, ocasionando la sensación de fatiga en la mujer. Además del incremento de los niveles de progesterona, la presión sanguínea y los niveles de azúcar, de la mujer, descienden; y sus niveles de producción de sangre se incrementan. Estos elementos combinados, pueden hacer que una mujer se sienta muy somnolienta.

Estreñimiento

Los niveles de progesterona, también, provocan que los alimentos circulen, a través de los intestinos de la mujer, de manera más lenta que lo normal. También, el incremento en el volumen sanguíneo puede ocasionar que una mujer se deshidrate si no toma la cantidad de líquido suficiente para combatir este incremento.

Dolores de cabeza

Las hormonas del embarazo incrementan la circulación de sangre. Este incremento en la circulación puede provocar que una mujer tenga frecuentes, dolores de cabeza de intensidad moderada.

Nauseas

Aunque usualmente se denominan "vómitos matutinos", las nauseas relacionadas al comienzo del embarazo pueden aparecer a cualquier hora del día. Algunas mujeres no experimentan nauseas en absoluto, otras experimentan nauseas leves de manera constante con vómitos ocasionales. Eventualmente, una mujer puede experimentar nauseas y vómitos tan severos que pueden conducir a la deshidratación y/o malnutrición.

Desmayos o confusión

Durante el embarazo los vasos sanguíneos se dilatan y la presión cae. Esto puede provocar que una mujer experimente cuadros de confusión o desmayos. Los bajos niveles de azúcar pueden ocasionar que una mujer sienta debilidad. Debido a que el volumen sanguíneo y las hormonas se incrementan demasiado durante el embarazo, no es raro sentirse "apagada".

Micción frecuente

Al comienzo del embarazo, una vez que el embrión se implanta en el útero, se libera una hormona denominada gonadotropina coriónica humana (hCG, por sus siglas en inglés). Se sabe que esta hormona estimula la micción frecuente. Una mujer, recién embarazada, puede sentir la necesidad de utilizar el sanitario a o largo del día aún si no tiene mucha orina que eliminar.

La ausencia de una menstruación

En realidad, muchas mujeres comienzan a sospechar que están embarazadas una vez que tienen un retraso menstrual. Cuando falla una menstruación es un síntoma excitante (o alarmante), que también puede ser ocasionado con factores como el estrés, asociado con la inquietud de saber si tienes un embarazo. Algunas mujeres confunden el embarazo temprano con un manchado en el período, pero el manchado por lo general se produce unos días después de la implantación, no cerca del tiempo en que se supone llegue el período.

Advertencias acerca de los signos tempranos de embarazo

Todos estos síntomas pueden y pueden no ser signos de que estás embarazada. Muchos de ellos son simplemente claves de que tu periodo se acerca o de que estás enferma. Por otro lado, alguna mujeres logran el embarazo, sin experimentar síntomas fuertes y no se dan cuenta de su estado hasta después de unos meses. Si alguno o todos los síntomas mencionados arriba se aplican a tu caso, sin embargo, puedes desear invertir en una prueba de embarazo casera después de una ausencia de tu periodo menstrual.

¿Estoy embarazada?

Antes de correr a la farmacia, conoce los primeros síntomas del embarazo

Falta de menstruación: A partir de la fecundación del óvulo y el espermatozoide, ya no vuelves a tener menstruación durante todo el embarazo y la lactancia. Sin embargo, otras posibles causas de que no te baje la regla pueden ser que has subido o bajado mucho de peso, estrés, temor de embarazarte, cansancio, estar de viaje, desajustes hormonales o alguna enfermedad.

Mareos: Es muy posible que tengas mareos, porque con el embarazo bajan tu presión sanguínea y tus niveles de hierro y de azúcar en la sangre. Pero marearte no siempre significa estar embarazada; también puede deberse a otras razones, como no haber dormido o comido bien, levantarte muy rápido, traer mucha tensión, sufrir alguna infección, intoxicarte o padecer alguna enfermedad.

Ganas de orinar con frecuencia: Si estás embarazada, tendrás ganas de orinar constantemente, porque el crecimiento del útero irá presionando la vejiga. Sin embargo, puedes estar orinando con frecuencia por distintas causas, como tomar demasiados líquidos o diuréticos, estar muy tensa, tener una infección urinaria o padecer diabetes.

Senos inflamados y adoloridos: A los pocos días de la concepción, empiezas a sentir tus pechos muy sensibles al tacto, más grandes y pesados. Esto se debe a la acción de las hormonas, empiezan a desarrollarse nuevos conductos para la leche y aumentan los depósitos de grasa.

Oscurecimiento alrededor del pezón: Debido a la acción de las hormonas del embarazo, la zona que rodea al pezón se vuelve más oscura y le salen pequeños nódulos. Pero esto puede pasarte aún sin estar embarazada, si es que padeces de un desequilibrio hormonal importante o porque no desapareció este oscurecimiento después de tu embarazo anterior.

Cansancio y somnolencia: Es un síntoma más de que estás embarazada, porque durante las primeras semanas de la gestación tu organismo empieza a trabajar más intensamente, a desgastarse y a preparar todo lo necesario para que se desarrolle tu bebé. Tu cuerpo empieza a producir más sangre para llevar nutrientes al embrión, tu corazón aumenta su esfuerzo y sufres cambios hormonales; todo esto te provoca una mayor necesidad de sueño. Pero también podrías sentir esta gran fatiga aún sin estar embarazada, si es que no has dormido lo suficiente, has trabajado muy duro, atraviesas por una depresión, estás tomando algún medicamento o padeces alguna enfermedad como gripe, anemia, diabetes, hipotiroidismo o hepatitis.

Cambios de humor: Uno de los primeros síntomas del embarazo suele ser que tus emociones estén a flor de piel y te invadan frecuentes cambios de humor que van de la felicidad a la tristeza. Este desequilibrio emocional se debe a un conjunto de factores hormonales, físicos y emocionales. Sin embargo, también puedes sufrir cambios de humor debido al síndrome premenstrual, que estés tomando algún medicamento, que padezcas trastornos hormonales o por el abuso de sustancias como el alcohol o las drogas.

Antojos de comida: Cuando te embarazas, tu organismo necesita cubrir los elementos que tiene en deficiencia y pide las sustancias que necesita para el embarazo, sobre todo vitaminas y minerales. Por lo tanto, se te antojan alimentos poco habituales pero que contienen lo que tu cuerpo requiere; incluso también puedes rechazar alimentos que antes te gustaban. Pero también puedes tener antojos sin estar embarazada, si es que tienes una alimentación deficiente, si estás bajo mucho estrés o cuando falta poco para que te baje la regla.

Cambios posteriores en tu cuerpo

Líneas en los senos: Notarás que por debajo de la piel de los pechos aparece una red de líneas rosadas o azuladas, debido a que se incrementa la circulación de sangre hacia las mamas. Sin embargo, esto puede sucederte, no siempre por estar embarazada, sino por algún desequilibrio hormonal o como consecuencia de un embarazo anterior.

Línea oscura del ombligo al pubis: Con el embarazo, las hormonas estimulan la melanina de la piel y se produce más pigmento. Por lo tanto en el centro del abdomen comienza a aparecer una línea oscura que va del ombligo al pubis. La línea se va oscureciendo y puede llegar a verse casi negra. Sin embargo, otras posibles causas de que esta línea aparezca son un desequilibrio hormonal o que la línea no desapareció después de un embarazo anterior.

Los síntomas del embarazo son distintos en cada mujer; tal vez sí estás embarazada y no tienes ninguno de éstos, o quizás no lo estás y los presentas casi todos. Si definitivamente crees estar embarazada, entonces acude de inmediato con tu mujer ginecólogo.

Los primeros signos de embarazo

Antes de la primera falta y antes de ponernos hacer una prueba es posible que detectemos cambios en nuestro cuerpo que nos alertarán desde ese momento: son los primeros signos de embarazo. No significa que si los presentamos todos o algunos quiera decir que vaya a confirmarse después que estamos embarazadas, pero si son muy útiles para saber reconocerlos.

Hay muestras del embarazo antes de su confirmación “oficial”, escuchando a nuestro cuerpo podemos descubrir estos signos de embarazo en sus primeros momentos.

Cansancio

La somnolencia y la fatiga son un buen indicador. El cuerpo se prepara y empieza a cambiar rápidamente para poder alimentar al bebé que va a crecer dentro de él, nosotras lo percibimos en una sensación de cansancio anormal, no el que sentimos cada día al volver del trabajo, sino algo exagerado, con sueño y falta de energía. Comer carbohidratos suele ayudar a remontar ese cansancio.

Náuseas

La sensación de náuseas puede aparece incluso antes de la primera falta. Pueden presentarse con vómitos, pero también simplemente con una sensibilidad especial a sabores y olores que antes no nos molestaban, salivación y una sensación de náusea que puede presentarse por la mañana o a cualquier hora del día.

Ingerir algún alimento seco, sin olor y rico en carbohidratos puede ayudarnos a controlarlo, pero sin duda ese “mal cuerpo” nos alerta de que algo está cambiando en nuestro interior.

Las náuseas y mareo pueden aumentar cuando vamos en coche o hacemos alguna actividad que implique un movimiento acusado, y nos sorprenderá si habitualmente nos acomodábamos perfectamente.

Alta temperatura basal

Este signo es solamente válido para las mujeres que habitualmente hacen un seguimiento de su temperatura basal. Esta sube en el momento de la ovulación y baja posteriormente, si no hay fertilización, por lo que si detectamos que el pico se mantiene podemos tener un signo de embarazo en sus primeros momentos bastante confiable en términos generales.

Cambios en el pecho

Al producirse el embarazo el cuerpo de la mujer comienza a producir hormonas y esto puede reflejarse en cambios percibibles en los senos. Aumentan de tamaño, se presentan hinchados y tan sensibles que pueden doler. Asimismo es posible que la aureola crezca y se obscurezca de manera muy temprana.

Sangrado de implantación

Una cuarta parte de las mujeres detectan un sangrado leve en el momento de la implantación. Concordará aproximadamente con la fecha esperada para la menstruación, pero si observamos con detenimiento en la mayoría de los casos la confusión puede evitarse. La mujer puede sentir su cuerpo y observar el manchado, percibiendo si es como su menstruación habitual o es más leve, obscura o corta. Suele haber síntomas diferentes, aunque en ambos casos exista un sangrado. En la implantación el huevo se instala en el útero y eso puede producir un pequeño sangrado, pero no suele ser como una regla habitual, ni en su cantidad ni en su aspecto.

Otros síntomas físicos

En el embarazo temprano pueden presentarse dolores de cabeza, que deberían ser temporales. Asimismo es posible que aumente la frecuencia de la necesidad de orinar o se presente estreñimiento. El cuerpo se está preparando para albergar al bebé y necesita hacer cambios ràpidos, aumentando el volumen de sangre, la cantidad de líquido que luego hay que eliminar por los riñones o produciendo hormonas que pueden interferir en nuestros procesos digestivos.

La falta de la menstruación

Cuando todos los signos tempranos de embarazo culminan en la falta de la menstruación es hora de consultar con el médico. Si el embarazo es buscado siempre es aconsejable haber realizado previamente consultas médicas para recibir asesoramiento, realizar análisis si son necesarios o empezar a tomar algún tipo de complemento que nos receten, pero cuando la falta se confirma, es imprescindible acudir a que un profesional haga un seguimiento del embarazo.

Síntomas del embarazo: primeros días (antes de que te falte la menstruación)

Las pruebas de embarazo suelen darte resultados después de que tienes atraso en tu período menstrual. Pero si tienes sospechas, la espera puede ser intolerable. Entre tanto, presta atención a los síntomas del embarazo en los primeros días después de la concepción.

Si bien no son señales inequívocas, como lo sería una prueba de embarazo de sangre, son indicios que puedes percibir antes de que notes el atraso en tu período menstrual.

Si has tenido relaciones sexuales y es posible que hayas concebido (de acuerdo a tu calculadora de ovulación), busca los siguientes síntomas:

Cambios en la apariencia y sensibilidad de tus senos

Tus senos son los primeros en dar señales físicas de los cambios por venir. Desde el inicio de tu embarazo notas que en tus areolas (círculos oscuros que rodean al pezón) aparecen pequeñas erupciones, se ven como espinillas o bolitas que no solían estar allí. Tus senos también se vuelven más sensibles y poco después empiezan a agrandarse y a oscurecerse las areolas.

Leve sangrado

Puedes tener un muy leve sangrado vaginal entre siete y diez días después de la posible fecundación. A diferencia del sangrado que puedes tener al inicio de tu período menstrual, en este caso se trata de unas cuantas gotitas de color rosado o café claro que desaparecen en uno o dos días. El sangrado se da por la implantación del óvulo fecundado en tu útero y no debes preocuparte. Otros sangrados vaginales durante el embarazo sí son causa de alarma, para saber la diferencia te recomendamos el artículo ¿Qué hacer cuando hay un sangrado vaginal durante el embarazo?.

¿Cómo te sientes?

Los síntomas del embarazo, en las primeras semanas, pueden sentirse como un leve malestar. No necesariamente te sientes enferma, pero sí te sientes diferente, como en el inicio de un resfriado o después de un día agotador. Los responsables de este estado general son otros ajustes en tu cuerpo durante el embarazo, como aumento de tu temperatura basal (la temperatura de tu cuerpo descansado, como cuando te despiertas en la mañana), el aumento en tu ritmo cardíaco y baja presión arterial.

Sentido del olfato sensible

Puedes estar embarazada si de repente notas olores que antes pasaban desapercibidos, o si aromas a las que estabas acostumbrada te causan repulsión. Otros sentidos experimentan cambios similares, excepto la visión, que más bien puede empeorar en el embarazo.

Aumento en tu temperatura basal

Tu temperatura basal (al despertarte) ronda los 36 grados centígrados. Cerca del momento de la ovulación puede aumentar medio grado y mantenerse allí hasta el inicio del próximo ciclo menstrual. Sin embargo, si se mantiene alta más de 18 días, esto puede ser señal de un embarazo.

Cansancio

¿De repente estás cansada todo el tiempo y ninguna siesta ni noche de sueño lo resuelven? Sí, este también puede ser un síntoma de embarazo (primeros días). Desde la concepción, tu cuerpo se da a la tarea de iniciar los cambios necesarios para sostener tu embarazo. Además, las hormonas del embarazo hacen de las suyas, en especial la progesterona y la hormona gonadotrofina coriónica.

Náuseas o achaques

Las náuseas en el embarazo suelen empezar hacia el final del primer mes de embarazo, pero algunas mujeres pueden sentir el malestar desde el inicio.

Síntomas de embarazo

Sabemos que para las mujeres que ya han estado embarazadas reconocer los síntomas puede ser tarea sencilla pero para aquellas madres primerizas os presentamos una serie de síntomas de embarazo para que los podáis detectar:

Síntomas de embarazo:

- Evidentemente, el primer síntoma de embarazo es la falta de menstruación. Aunque algunas mujeres tienen una falsa regla más corta que lo normal que se produce cuando el óvulo se implanta en el útero. Algunas mujeres, incluso antes de notar la ausencia de la regla, notan los pechos muy sensibles y más hinchados de lo habitual.

- Puede que las náuseas, los vómitos, el sueño y el cansancio generalizado no tarden en llegar. Conozco una amiga que se quedaba dormida sentada mientras cenaba en los primeros meses de embarazo.

- Otro síntoma del embarazo muy claro es el rechazo a la comida (aunque como todo, no le sucede a todo el mundo). Hay mujeres que bajan de peso porque no pueden probar bocado, o sólo soportan algunos alimentos.

- Así como con los sabores, sucede lo mismo con los olores. Perfumes o el olor a ciertas comidas que siempre nos gustaron, durante el embarazo no las soportamos.

- Puede que te sientas mareada e incluso que caigas redonda al suelo por un desmayo, sobre todo si sufres de baja tensión. Se debe a la disminución de la tensión arterial producida por el efecto de las hormonas.

- También es posible que sientas dolor en el bajo vientre, muy similar al que se produce cuando baja la regla. Y que por la noche tengas la tripa más hinchada.

- Los cambios de humor repentinos suelen ser otra manifestación de la revolución hormonal que se experimenta en el embarazo. Estamos más sensibles, nos volvemos irritables y al minuto somos las más optimistas.

- Estos son, a grandes rasgos, los síntomas del embarazo más frecuentes. Es cierto que la presencia de uno o varios de estos síntomas no significa que haya embarazo. Por eso, para salir de dudas, lo mejor es acudir a un test de embarazo para empezar a cuidarse y a ingerir un suplemento de ácido fólico cuanto antes, si todavía no se toma.

Vídeos Gratis
www.Santos-Catolicos.com
¡DVDs, Artículos y Libros Gratis!
FREE DVDS & VIDEOS
WATCH & DOWNLOAD ALL THE DVDS & VIDEOS FOR FREE!